El temperamento y constitución de cada signo del zodiaco: ¿eres colérico, melancólico, sanguíneo o linfático?

Signos del zodiaco
Signos del zodiaco
©GTRESONLINE

En esta ocasión nos adentraremos en las tendencias astrológicas que afectarían más al lado físico o corporal de los doce signos del Zodiaco y para ello, entre otras cosas, tomaremos como punto de referencia los 4 temperamentos de la antigüedad: colérico, melancólico, sanguíneo y linfático. En realidad solo muy raramente nos encontramos con tipos “puros” aunque siempre suele predominar alguno de estos temperamentos en cada signo zodiacal, como veremos a continuación en el siguiente recorrido general.

Aries

Este signo es el que mejor personificaría el temperamento colérico, también llamado bilioso porque en la antigüedad se creía que era producido por un exceso de bilis. Un carácter que los modernos psicólogos describen como emotivo, activo y primario, y que se encuentra en íntima afinidad con el elemento Fuego y el planeta Marte. Físicamente da una constitución atlética en la que hay un claro predominio de la musculatura, la caja torácica, los genitales masculinos y del sistema nervioso simpático.

Tauro

La combinación del influjo sensual de Venus junto con el elemento Tierra, mucho más reflexivo y realista, daría como resultado un temperamento sanguíneo-melancólico en la gran mayoría de los casos y sanguíneo-linfático en otros. Esto se corresponde, también en una gran mayoría de casos, con una constitución pícnica, ancha y pesada que da una impresión de gran solidez y firmeza. Claro predominio de los instintos, la sensualidad y lo dionisiaco pero a la vez sabe que para tener todo esto hay que luchar.

Géminis

Este signo tiene gran afinidad con su regente Mercurio y otorga un temperamento nervioso de clara naturaleza intelectual y una constitución física en la que predominarían con claridad el sistema nervioso cerebro-espinal, generalmente asténica y delgada pero también en otros casos atlética o asténico-atlética. Predominio del lenguaje oral y escrito, la movilidad tanto física como intelectual, las relaciones y los intercambios, todo ello estaría potenciado todavía más por pertenecer al elemento aéreo.

Cáncer

De una profunda afinidad con la Luna y el elemento acuoso la gran mayoría de estos nativos se distinguen por un temperamento linfático, conocido también como flemático, que al mismo tiempo se corresponde con una constitución generalmente pícnica en correspondencia con un físico de rasgos redondeados, cosa que se aprecia igualmente en los tipos asténicos. Predominio de las funciones digestivas y nutrientes e igualmente de las fuerzas generadoras maternales y del sistema nervioso vegetativo.

Leo

Perteneciente al elemento fuego y gobernado nada menos que por el Sol, el astro rey, este signo posee un temperamento bilioso o colérico, y en algunos casos sanguíneo-colérico, que se correspondería con una personalidad apasionada que se caracteriza por ser emotiva, activa y secundaria. Está dotado de una constitución atlética y algunos le consideran el signo más fuerte y vital del Zodiaco. Predominio del corazón y del aparato circulatorio que sería el gran motor de la vida, el calor y la combustión.

Virgo

Debido a la poderosa influencia de su planeta regente, el intelectual Mercurio, y del elemento Tierra, al que también pertenece, este signo es uno de los más claros exponentes del temperamento nervioso o melancólico, también llamado “atrabiliario” porque antiguamente se pensaba que estaba originado por la llamadas bilis negra, que supuestamente se originaba en el bazo. La mayoría de las veces otorga una constitución asténica con un claro predominio del sistema cerebro-espinal y el sistema nervioso.

Libra

Debido a su íntima afinidad con Venus, su planeta regente, pero también influido por el frío y severo Saturno, este signo tendría un temperamento sanguíneo y también en muchos casos sanguíneo-melancólico ya que fusiona la sensualidad y amor a los placeres con un lado mucho más racional o intelectual. Otorga una constitución asténica o atlética, o muchas veces una mezcla de los dos tipos, así como un predominio de la función renal-urinaria y la columna vertebral como símbolo de armonía y equilibrio.

Escorpio

Este poderoso y temible signo, en el que se combinan las energías de los violentos Marte y Plutón, otorga un temperamento colérico o bilioso también, en otros casos, flemático-colérico. Tras su exterioridad en apariencia fría e indiferente se esconde un verdadero volcán y anida una personalidad profundamente apasionada (emotiva, activa y secundaria). Junto a esto hay un claro predominio de los órganos de eliminación (vejiga y ano) y singularmente de los genitales masculinos generadores de la vida.

Sagitario

Simbolizado por el caballo este signo otorga unas excelentes condiciones físicas y un temperamento colérico o bilioso y también, en muchos casos, sanguíneo o sanguíneo-colérico, magníficamente dotado para los deportes y toda clase de ejercicio físico. Su constitución tiene un predominio de la sangre y se destacan especialmente el hígado y unos poderosos muslos. Gran vigor y vitalidad a lo que se une una naturaleza positiva y optimista, aventurera y audaz, extravertida y profundamente abierta al mundo.

Capricornio

Se trata de un signo profundamente asociado con el temperamento melancólico o intelectual debido a su asociación con Saturno y su pertenencia al elemento Tierra, aunque también recibe una notable influencia de Marte y por ello también aquí encontraremos con cierta frecuencia el temperamento colérico-melancólico. Por lo general da una constitución asténica aunque existen muchos casos de constitución pícnica, así como un predominio del sistema óseo que sugiere gran solidez y firmeza.

Acuario

Este signo, en el que se entremezclan las energías espirituales de Saturno y Urano, daría un temperamento nervioso-melancólico con un claro predominio del sistema cerebro-espinal y los nervios, pero también del sistema circulatorio periférico. En otros muchos casos tendremos un temperamento sanguíneo o sanguíneo-melancólico, jovial y comunicativo de cara al exterior. La constitución es asténica o atlética, o una mezcla de ambos en muchos casos y siempre la cabeza predomina sobre el corazón.

Piscis

Este signo está dotado de un temperamento linfático o flemático con un claro dominio de las emociones y sentimientos sobre el lado más racional o pragmático. Asimismo otorga una constitución pícnica en la mayoría de los casos pero existen también muchos individuos de constitución asténica. Poseen una plasticidad psíquica excepcional que en algunos casos llega a la percepción extrasensorial, las dotes de carácter paranormal o la mediunmidad, así como excepcionales dotes para la creatividad artística.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento