Un fatal error en un hospital acabó con la vida de un bebé: le suministraron 'gas de la risa'

  • Los padres llevan desde 2016 en una batalla judicial para que se haga Justicia por la muerte del recién nacido.
  • John murió apenas una hora después de nacer cuando los médicos le administraron 'gas de la risa' en vez de oxígeno.
Nombres de niños con la A.
Imagen de archivo de un bebé.
Pexels

La investigación sobre el fallecimiento del recién nacido John Ghanem, en julio de 2016, ha determinado que fue un error médico el que provocó la muerte del bebé en un hospital de Sidney, Australia.

John murió apenas una hora después de nacer cuando los médicos le administraron 'gas de la risa' en vez de oxígeno. Al parecer, las tuberías de los gases del hospital habían sido mal etiquetadas lo que llevó al error que acabó con la vida de este bebé y dejó a otro niño con daño cerebral, según recoge The Australian.

Los instaladores fueron escuchados durante el juicio en un tribunal de Lidcombe Coroners y estos confirmaron que las líneas se conectaron sin una revisión adecuada en 2015.

El testigo e ingeniero Stuart Clifton, quien en 2017 contrató a NSW Health para investigar el incidente, dijo que el problema fundamental en la investigación era que no se llevó a cabo el proceso de puesta en servicio adecuado.

"Se cometió un error, ese error debería haberse detectado. Ese tipo de error ocurre suficientes veces para señalar a varios instaladores que tengan cuidado en el momento de la puesta en marcha de que algo se ha conectado incorrectamente", dijo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento