Escrivá abre la puerta a bajar la pensión de los 'baby boomers' y colisiona con los sindicatos, la CEOE y Unidas Podemos

Escrivá, interviene tras la firma del acuerdo del Ejecutivo nacional con los agentes sociales
Escrivá, interviene tras la firma del acuerdo del Ejecutivo nacional con los agentes sociales
EP

La generación del baby boom, los nacidos entre los 50 y los 70, experimentará "un pequeño ajuste en su pensión" si no opta por retrasar su jubilación. Así de claro lo dejó este jueves el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, que abrió de esta forma la puerta a que la segunda parte de la reforma de las pensiones, que aún está por negociarse, incluya esta rebaja en las prestaciones de la generación que se jubilará desde finales de esta década. Escrivá lo planteó como una decisión ya tomada a falta de "concretar los detalles". Pero la medida promete generar discusión en el Gobierno y con los agentes sociales, ya que la parte de Unidas Podemos se opone a cualquier bajada de las pensiones y sindicatos y patronal también se han mostrado radicalmente contrarios.

Para Seguridad Social, este jueves prometía ser un día apacible en el que la noticia iba a ser el acto formal de firma del pacto entre Ejecutivo, patronal y sindicatos para la primera parte de la reforma de las pensiones, que entre otras cosas fija por ley al IPC la subida de las prestaciones. Pero esa ceremonia quedó eclipsada después de que, en una entrevista en TVE, Escrivá declarase que la generación del baby boom, al ser sensiblemente más numerosa que las siguientes, deberá asumir "algo de la moderación del gasto en pensiones" que hay que abordar, a su juicio, para garantizar que el sistema siga siendo sostenible.

De esta eventual bajada temporal de las pensiones no están definidos aún los "detalles", explicó el ministro. Y eso es porque lo pactado con patronal y sindicatos es que el problema "coyuntural" que supone que haya muchos más babyboomers que personas de las generaciones X, millenial o Z -nacidas en las décadas posteriores- se abordará en una negociación que durará hasta noviembre para pactar un mecanismo de "solidaridad intergeneracional". Este mecanismo está llamado a sustituir al polémico factor de sostenibilidad de las pensiones, aprobado por el PP en la reforma de 2013 y que ahora se derogará.

¿Crees que deben recortarse las pensiones a los 'babyboomers' para sostener el sistema de pensiones?

Pero esa negociación, que coincidirá en el tiempo con la de la segunda parte de la reforma de las pensiones, no está ni mucho menos avanzada, y las palabras de Escrivá no han sentado nada bien ni a las centrales sindicales ni a los empresarios. CCOO y UGT son frontalmente contrarias a sustituir el factor de sostenibilidad, un mecanismo ligado a la esperanza de vida que promovía una bajada en la cuantía de las pensiones, por otro que, en lugar de garantizar el poder adquisitivo de las prestaciones, también rebaje las de una parte de los pensionistas. Y así lo expresaron en el acto de firma de la primera parte de la reforma.

Los agentes sociales cargan contra Escrivá

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, dejó claro que la apuesta de los sindicatos es que la generación del baby boom cobre pensiones "equivalentes a las que hoy en día estamos sufragando". Y, para hacer frente al aumento del número de pensionistas, la receta para Sordo es simple: aumentar la inversión por parte del Estado para sufragarlo. "Vamos a tener un 50% más de personas pensionistas en las próximas décadas que cobrarán una pensión de mayor cuantía y durante más tiempo", y "debemos olvidar los recortes", zanjó.

La pirámide poblacional y los babyboomers
La pirámide poblacional y los babyboomers
Carlos Gámez

En la misma línea se pronunció su homólogo de UGT, Pepe Álvarez, que fue más duro y cargó contra la "gran hipocresía" que, a su juicio, supone plantear "una división entre pensionistas futuros y actuales". Álvarez, no obstante, se mostró confiado en que la negociación del mecanismo de solidaridad intergeneracional "no va a ir por ahí", y pidió cautela. "Anticiparse en un día como hoy a qué va a pasar en próximas generaciones no me parece que sea lo más prudente", espetó el líder de la UGT.

Por su parte, CEOE y Cepyme lanzaron el jueves por la tarde un comunicado conjunto en el que censuraron las "desafortunadas declaraciones" de Escrivá y aseguraron que "dicha pretensión", la de bajar las pensiones a la generación del baby boom, "no forma parte del acuerdo alcanzado ni se comparte". "La definición del nuevo factor de sostenibilidad en sustitución del actual, que ha quedado supeditada a una futura negociación, debe sustentarse en la equidad y la solidaridad intergeneracional evitando, en todo caso, que recaiga solo sobre algunas generaciones la sostenibilidad del sistema", espetaron las patronales.

Las pensiones, "línea roja" para Podemos

A diferencia de los agentes sociales, Unidas Podemos no quiso pronunciarse en relación a las declaraciones de Escrivá, y se limitó a felicitarse por la aprobación de una primera parte de la reforma de las pensiones que para los morados supone "un paso fundamental en su garantía y cuidado" y "una victoria de los pensionistas", que en los últimos años han reclamado lo que ahora se hace ley: que las pensiones se revaloricen con el IPC. 

No obstante, en la formación morada tampoco gustó que Escrivá abriera la puerta a bajadas de la prestación de los baby boomers. Y los morados siempre han sido muy tajantes con respecto a un tema, las pensiones, que insisten en que es de capital importancia para ellos, y han asegurado taxativamente que no apoyarán ningún texto que incluya mecanismos que redunden en la bajada de las prestaciones. "Es una línea roja del acuerdo de coalición", sostuvo en enero el entonces vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias.

En una entrevista en el programa Salvados, preguntado por la idea de Escrivá de elevar el periodo de cómputo para el cálculo de la pensión hasta los 35 años, aseguró que "Unidas Podemos no va a votar a favor de ningún recorte de las pensiones". "No creo que esa propuesta llegue al parlamento, pero nosotros somos leales con el acuerdo de Gobierno, que dice que trabajaremos para aumentar el poder adquisitivo de las pensiones", insistió Iglesias entonces.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento