Los presos mantienen su objetivo tras salir indultados de la cárcel: "No se acaba nada, hoy todo continúa"

Junqueras, Forn, Rull, Turull, Romeva, Sànchez y Cuixart salen de la cárcel de Lledoners, tras recibir los indultos.
Junqueras, Forn, Rull, Turull, Romeva, Sànchez y Cuixart salen de la cárcel de Lledoners, tras recibir los indultos.
EP
Los presos indultados, a su salida de la prisión de Lledoners.
ATLAS

Con afirmaciones como "no se acaba nada, hoy todo continúa" o "no tenemos miedo, que Madrid tome nota" y escasas alusiones al diálogo, que sí a la desjudicialización de la política, unos aguerridos presos del 1-O han estrenado este miércoles su libertad. Han salido de prisión pasadas las 12 del mediodía después de que el Tribunal Supremo haya ordenado su excarcelación a las 10.30 horas en aplicación del indulto parcial del Gobierno. Primero, las dos mujeres, que estaban encerradas en Wad-Ras y Puig de les Basses. A los pocos minutos, los siete hombres que permanecían presos en Lledoners, que han portado una pancarta con el lema 'Freedom for Catalonia' (Libertad para Cataluña). Todos se han comprometido a seguir luchando por la independencia y por la amnistía, mientras los simpatizantes que se han concentrado a las puertas de los centros penitenciarios para recibirles las pedían a gritos.

También han estado en la salida de las prisiones familiares de los indultados; el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès; y varios consellers y dirigentes de partidos y entidades independentistas.

Forcadell, la primera que ha quedado en libertad

La expresidenta del Parlament Carme Forcadell, que estaba en la cárcel de mujeres de Barcelona Wad-Ras, ha sido la primera en salir de prisión tras ser indultada. Una vez fuera ha dicho: "Nosotros lo que queremos es la amnistía. No sufráis que conseguiremos el fin de la represión para todos los exiliados y represaliados".  

Forcadell ha calificado los indultos de  "pequeña victoria" y de "paso para el final de la represión".

La expresidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell, se abraza con Laura Borrás tras salir de prisión (ATLAS)

Ha añadido que "hoy es un día de alegría pero no completa, porque queremos el fin de la represión, que todas las personas represaliadas puedan salir a la calle y los exiliados puedan volver".

Ha tenido, asimismo, un recuerdo para "las mujeres de Alcalá Meco, Mas d'Enric y Wad-Ras" por ayudarla a "ser más fuerte y empática". "No las olvidaré. Desde que estoy en prisión ser feminista tiene más sentido que nunca", ha dicho Forcadell, que iba vestida con una camiseta amarilla, el color del 'procés'.

Bassa

Después de Forcadell, ha salido de la cárcel la exconsellera Dolors Bassa, que estaba en la prisión de Puig de les Basses, en Figueres.

Bassa ha asegurado que "la represión no ha acabado", y que los indultos son "un primer paso que abre la puerta a hacer las cosas a través de la política". 

"Nuestros ideales son los mismos. Derechos, libertades y derecho de autodeterminación para nuestro pueblo", ha mantenido en su discurso ante las personas que la han recibido.

Bassa ha apuntado que ahora salen de la cárcel "solo nueve personas", pero que "hay muchas encausadas", y ha citado los versos de Miquel Martí i Pol 'Som on som, perquè tot està per fer i tot es possible' (estamos donde estamos porque todo está por hacer y todo es posible).

Se trata del mismo poema que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, usó para empezar su conferencia del lunes en el Teatre del Liceu para explicar su agenda del reencuentro, su proyecto de país basado en la concordia y los indultos que el Ejecutivo aprobó.

Cuixart

Los presos de Lledoners -el exvicepresidente Oriol Junqueras, los exconsellers Jordi Turull, Raül Romeva, Joaquim Forn y Josep Rull y y los exlíderes de la ANC Jordi Sànchez y de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart- han pronunciado un discurso conjunto sobre un escenario al salir de la cárcel.

El primero en tomar la palabra ha sido Cuixart, que ha asegurado que "no existe el indulto que hará callar al pueblo de Cataluña", mientras el público gritaba "lo volveremos a hacer".

"Que nadie se equivoque, que nadie se confunda. Si hoy los presos políticos estamos fuera es porque el Estado no nos ha podido aguantar más días dentro de la cárcel, no han sido capaces, por la presión de Europa y los catalanes", ha dicho. Y ha agregado: "Nos lo querían hacer perder todo y lo único que nos han hecho perder es el miedo".

"Hoy los catalanes no tenemos miedo, que tomen nota, aquí en Madrid y allí donde sea necesario", ha dicho, y ha dado las gracias a quienes se han manifestado por su libertad.

"Hoy no es un día de renuncia, hoy es un día en el que los catalanes nos reafirmamos para seguir luchando y para no dejar nadie atrás. Que nadie se equivoque: la represión no nos ha vencido y no nos vencerá", ha advertido.

Cuixart ha insistido en su voluntad de reafirmarse en sus ideales y en su voluntad de lograr la independencia de Cataluña, y ha reivindicado que su objetivo cuando entró en la cárcel era salir seguir siendo presidente de Òmnium y lo ha logrado.

Asimismo, ha advertido de que seguirán ejerciendo todos los derechos que, según él, condenó el Tribunal Supremo, y seguirán manifestándose y protestando contra todos los poderes para garantizar todos los derechos: "Porque estamos hartos de ver gente que se tenga que morir antes de un desahucio. No callaremos nunca y siempre seguiremos adelante".

Sánchez

"No retrocederemos, y no aceptaremos ningún silencio a cambio de ningún indulto", ha asegurado, por su parte, el secretario general de Junts, Jordi Sànchez.

El expresidente de la ANC ha asegurado que es un gran día no solo por los que salen de la cárcel y sus familias, sino para Cataluña: "Pese a lo que la Justicia y el Estado nos han querido hacer y nos han hecho estos años, salimos juntos, dignos, unidos y en pie para ganar la libertad de este país".

Sànchez ha dado las gracias a quienes les han expresado su apoyo durante su encarcelamiento, incluso cuando han podido cometer errores: "Gracias a vosotros salimos con la cabeza bien alta y con el corazón determinado a ganar lo que no pudimos ganar con el 1-O". 

Ha lanzado lo que ha descrito como un mensaje de esperanza a quienes votaron el 1-O confiando en que Cataluña sería independiente: "Lo haremos, y lo haremos juntos, y lo haremos bien, y ganaremos", también junto a los dirigentes independentistas en el extranjero, que ha dicho que siguen ahí porque el Estado no reconoce la inmunidad que sí considera que les reconoce Europa.

"Nuestra salida es también un homenaje a toda la gente del exilio, con el presidente Carles Puigdemont al frente", ha proclamado Sànchez, que ha asegurado que están conjurados con que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) condene al Estado, y que lo harán con luz en los ojos y fuerza en el brazo, parafraseando al poeta Joan Maragall.

Forn

El siguiente en pronunciarse ha sido Forn, que ha garantizado que seguirán luchando por la independencia, por la amnistía y para acabar "con toda forma de represión".

"Salimos con las convicciones inamovibles. No hemos cambiado de opinión, seguimos pensando lo mismo. Somos más fuertes que nunca y nuestras convicciones son más fuertes. Esto nos lleva a garantizar que seguiremos luchando por la independencia, contra toda forma de represión, para el retorno de todos los presos políticos, el presidente Puigdemont y los exiliados, y por la amnistía y la justicia", ha exclamado.

También ha agradecido el apoyo de todos los que los han animado, esperado y todos los que han organizado actos por su libertad: "Estamos aquí por vosotros, nos habéis ayudado a salir de aquí".

Rull

Después del parlamento de Forn, el exconseller Josep Rull ha asegurado que seguirán luchando por la independencia de Cataluña, y ha recalcado que la conseguirán: "Ganaremos".

"Ahora nos sugieren que si queremos ser independentistas lo podemos ser, que tenemos derecho a ello, pero que no tenemos derecho a conseguir la independencia. Les decimos que nosotros seguiremos luchando para conseguir la independencia, y conseguiremos la independencia, y ganaremos", ha exclamado.

Tras dar las gracias a todos los que los han apoyado, ha destacado que los que deben pedir perdón son "los que golpearon a la gente simplemente por expresar democrática y pacíficamente su derecho a ser libres".

"Si ellos no tuvieron miedo el 1-O, nosotros no tenemos derecho a tener miedo. Es la fuerza de este pueblo", ha subrayado Rull, que ha tenido un recuerdo también para los funcionarios y los presos porque, ha añadido, han visto que hay toneladas de humanidad y esperanza, y su estancia en la prisión les ha hecho más fuertes, ha dicho.

Así, ha advertido de que su estancia en prisión les ha hecho salir "con más fuerza, y con las convicciones más fuertes que nunca".

También ha recordado la "ignominia" que supuso que encerraran, sólo en un módulo y separado del resto, al exconseller Jordi Turull en pleno proceso para ser investido presidente de la Generalitat.

Turull

Tras el discurso de Rull, Turull ha destacado que se les ha concedido un indulto revisable, parcial y condicionado, pero ha avisado: "Nuestro compromiso para culminar lo que empezamos el 1-O no es ni parcial ni revisable ni condicionado".

Turull ha expresado su gratitud a quienes les han apoyado durante su encarcelamiento, y también el trabajo de los dirigentes independentistas en el extranjero: "Han demostrado que en Europa todavía hay un Guantánamo de la Justicia, que se llama Tribunal Supremo y Audiencia Nacional".

Ha asegurado a los que están en el extranjero: "Que sepan que se suman nueve personas más para conseguir su libertad, porque hasta que ellos no sean libres, nuestra libertad no será plena", en referencia a los nueve que han salido de prisión con los indultos.

El exconseller, que ha cerrado su discurso proclamando 'Visca Catalunya lliure', ha recordado las palabras de la expresidenta de Òmnium Muriel Casals, que murió en 2016: "Nuestro sonrisa será su derrota".

Ha bromeado con que ha aprovechado la cárcel para hacer ejercicio y aprender, y ha presentado al exconseller Raül Romeva --que ha hablado después de él-- como alguien que le ha ayudado a adelgazar y a hacer mucho deporte: "No hay mal que por bien no venga".

Romeva

Romeva ha afirmado que sale de la cárcel con la misma convicción de culminar el "camino irreversible" hacia la independencia de Cataluña, que confía en que se logrará.

"Seguimos con las mismas convicciones y las mismas ganas de seguir trabajando hacia este final y este camino irreversible que nos hemos marcado y que culminaremos, más temprano o más tarde, pero que acabaremos para que todo el mundo pueda sentirse digno, orgulloso y contento de vivir en este pueblo", ha dicho.

Romeva ha recordado que cuando se implicó en JxSí en 2015 ya decían que iban "a por todas" y ha subrayado que ahora, tras salir de la cárcel, siguen con la misma voluntad.

"Seguimos trabajando, construyendo, seguimos sumando porque la república no es una opción, es una necesidad para tener las herramientas para trabajar para resolver las desigualdades y las injusticias", ha razonado.

El exconseller ha agradecido a todas las personas que se han manifestado por su libertad, ha recordado a todos los independentistas que todavía tienen causas judiciales pendientes, y ha avisado de que seguirán trabajando por la independencia: "Hoy no se acaba nada, salimos a trabajar. Que nadie se equivoque. Salimos a trabajar por la libertad, por la amnistía, por la autodeterminación y por la república".

"Si creen que cerrándonos en las cárceles nos cerrarán las ganas, es que se han equivocado de pueblo y se han equivocado de época. Es necesario recordarlo a todo el mundo", ha añadido.

Junqueras

El líder de ERC y exvicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, el último en hablar, ha advertido de que con su salida de prisión "no se acaba nada" y que seguirá trabajando por la independencia de Cataluña. "La prisión no nos doblega ante nada, sino que refuerza nuestros convencimientos", ha asegurado.

"Somos conscientes de que hoy cuando nosotros salimos de la cárcel no se acaba nada, hoy todo continúa", ha dicho.

Junqueras ha sostenido que ahora son nueve personas más que se añaden y continúan el compromiso "por la libertad de todas las personas de este país" y por la amnistía, ya que ha recordado que hay muchos más independentistas con causas judiciales pendientes, haciendo una especial referencia a los dirigentes independentistas en el extranjero.

El líder republicano ha asegurado que su voluntad continúa siendo trasladar al terreno de la política todas sus aspiraciones e ideales: "No hay ideal y compromiso más noble y más alto que el de la libertad del país y la independencia. El de los valores republicanos, el compromiso con la justicia social y con la libertad de todas las personas".

"El país nos necesita tanto como siempre y más que nunca. Nosotros salimos con el compromiso de seguir trabajando desde la política para hacer todo aquello que nunca debería haber salido de la política", ha reivindicado.

Además, ha dicho que ahora se reencontrará con sus personas cercanas pero que después volverá a trabajar desde fuera de la cárcel por la independencia: "Mañana, pasado y hasta el día de la victoria continuaremos trabajando al lado de la gente de este país sin excluir a nadie para hacer realidad este sueño de una república catalana".

Indulto reversible

Todos los hasta este miércoles presos del ‘procés’ han mostrado su gratitud al personal de prisiones, los internos y las personas que les han apoyado tras las penas cárcel que en octubre de 2019 les impuso el Supremo por sedición y malversación, de entre nueve y trece años.

El indulto que aprobó el Gobierno el martes les conmuta el tiempo que les quedaba por cumplir, aunque les mantiene la inhabilitación para cargo público y condiciona su excarcelación a que no cometan otros delitos graves en un período de entre tres y seis años.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento