El auge del reparto de paquetería y la falta de plazas de carga y descarga complica el tráfico en Barcelona

  • Los transportistas se ven obligados a aparcar en doble fila en hasta el 49% de sus servicios.
  • En la última década, Barcelona ha visto reducida en un 30% las plazas de carga y descarga.
  • ​Una solución al colapso del reparto pasa por el uso de tiendas como puntos de recogida.
  • ​Los pequeños comerciantes ven en este servicio una vía de entrada de ingresos y nuevos clientes. 
Un repartidor de paquetería estacionado en un chaflán del centro de Barcelona, rodeado de otras furgonetas en doble fila.
Un repartidor de paquetería estacionado en un chaflán del centro de Barcelona, rodeado de otras furgonetas en doble fila.
MIQUEL TAVERNA

El reparto de paquetería a comercios y particulares genera solo en Barcelona medio millón de desplazamientos diarios. 

El auge de la compra online durante el confinamiento por la pandemia, y la consolidación de este hábito de e-commerce entre los ciudadanos en los meses sucesivos, ha provocado la multiplicación del tráfico de furgonetas y camiones que llevan paquetes de un lado a otro de la ciudad en hora punta (a las 9 horas es cuando comienza el 92% de la carga y la descarga) y que suponen hasta el 20% de los vehículos que transitan por la capital catalana y hasta el 40% de la polución directamente provocada por el tráfico rodado. 

Los datos forman parte del estudio del RACC y supermercados Bonpreu Reparto urbano de mercancías y última milla en Barcelona, que expone en sus conclusiones mejoras en el modelo de distribución de paquetería, un negocio que ya supone el 1,5% del producto interior bruto catalán (PIB).

La distribución de paquetería es un negocio que ya supone el 1,5% del producto interior bruto catalán (PIB)

Indisciplina viaria 

La recuperación de la movilidad con el inicio de la vacunación masiva de la población ha traído consigo embotellamientos causados o agravados por la presencia de furgonetas de reparto estacionadas en doble fila. 

Entre los chóferes profesionales entrevistados en esta encuesta, muchos señalan la falta de zonas de carga y descarga (CID) como el principal argumento para aparcar mal. Y también la ocupación de estas plazas por parte de coches de particulares no autorizados. 

Debido a la reducción de hasta el 30% de plazas CID en la ciudad lleva a que los transportistas aparquen en doble fila hasta en el 49% de sus servicios

El estudio concluye que los horarios de estas zonas CID no están suficientemente adaptados al reparto de paquetería. Y que, la reducción de hasta el 30% de plazas CID en la ciudad, lleva a que los transportistas aparquen en doble fila hasta en el 49% de sus servicios. 

Dos de cada cinco conductores no encuentran plazas disponibles en la mitad de los viajes que realizan y un 33% necesita más tiempo que la media hora establecida para poder llevar a cabo un reparto correcto. 

De hecho, el estudio apunta como recomendación la creación de plazas CID de micro parada, cinco minutos como máximo, para la entrega instantánea de bultos y permitir hasta 45 minutos de estacionamiento en los casos y zonas necesarios, lo que daría cobertura al 93% de los hábitos de los chóferes. Para las grandes superficies comerciales, el RACC propone incentivar la entrega nocturna y de madrugada, aprovechando la falta de tráfico. 

La rotación de una plaza CID en Barcelona está en 10,1 vehículos por día y el distrito con más movimientos es el de Gràcia, con 13,24. En el lado contrario, Sant Andreu y Nou Barris tienen la menor rotación, con 8,32 y 7,75 respectivamente.

Furgonetas circulando a la mitad de su capacidad 

Además, la mitad de estos vehículos comerciales aseguran que circulan por Barcelona habitualmente a la mitad de su capacidad. Los propios transportistas (un 67% de los 600 a los que ha preguntado el RACC) son partidarios de realizar la carga y descarga de los paquetes en un almacén central en cada barrio barcelonés y que, desde este punto, se haga una distribución micro logística hacia sus destinos, ya sean comercios o particulares, usando métodos de transporte sostenibles para recorrer distancias cortas  (bicicletas o triciclos). 

Furgonetas en doble fila en una calle del centro de Barcelona.
Furgonetas de reparto en doble fila en una calle del centro de Barcelona.
MIQUEL TAVERNA

Hasta un 61% de los 400 comercios consultados que reciben paquetería tanto para su propio abastecimiento como para funcionar como punto de recogida final del cliente (puntos físicos de conveniencia) consideran que la micro logística es un modelo más sostenible de reparto que el actual. 

Fuente de ingresos extra para el comercio local

Los puntos físicos de conveniencia están irrumpiendo con fuerza en el reparto  de paquetería en toda España y están ayudando a muchos comercios de proximidad a introducir una nueva fuente de ingresos a sumar a su actividad. Son cada vez más los establecimientos físicos de barrio, como peluquerías, estancos, floristerías, tintorerías u ópticas, los que se erigen en puntos en los que los clientes del comercio electrónico pueden recoger sus compras. 

Cada vez más tiendas de barrio, como peluquerías, estancos, floristerías, tintorerías u ópticas, se erigen en puntos en los que los clientes del comercio electrónico puedan recoger sus compras

En Barcelona, la empresa francesa Mondial Relay, con presencia en 16 países, ofrece el servicio Punto Pack de recogida de compras online en 122 tiendas físicas repartidas por la ciudad (en la península y Baleares cuenta con 2.900 puntos). Solo en el céntrico distrito postal 08007 cuentan con 30 comercios adscritos. 

La Librería Claret de la calle Roger de Llúria entrega unos 40 paquetes al día y recibe medio centenar. Por este servicio percibe entre 450 y 500 euros al mes y un 25% de los usuarios que acuden a recoger un pedido online acaban comprando.

El servicio Punto Pack está incluido dentro del sello Entrega Sostenible y desde la compañía defienden este modelo como una alternativa limpia: "Este sistema tiene multitud de ventajas, tanto de comodidad como de sostenibilidad contribuyendo a la reducción de las emisiones de CO2 y evitando viajes innecesarios de los transportistas cuando el cliente no se encuentra en casa. Además, ayudamos al comercio local". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento