Piden catorce meses de prisión a una mujer por dejar morir de hambre a su perra

  • La acusada habría abandonado al animal en su segunda residencia.
Fachada de la Audiencia de Tarragona.
Fachada de la Audiencia de Tarragona.
ACN

La Fiscalía de Tarragona solicita catorce meses de prisión a una mujer que habría abandonado su perra a su segunda residencia que tiene a Segur de Calafell (Baix Penedès) durante varias semanas. El animal acabó siendo sacrificado porque según el informe de una clínica veterinaria presentaba deshidratación extrema, caquexia y extrema desnutrición, y no se podía hacer nada para salvarle la vida.

También habría estado sin comer "varios meses". Según el escrito de acusación del fiscal, la mujer a pesar de ser consciente que la perra estaba sola y que no podía alimentarse no fue al domicilio "durante varias semanas y no pidió a otra persona que se encargara del animal".

La perra fue atendida antes de morir porque la asociación protectora de animales Adipac conoció el caso y se pudo hacer cargo. Además de la pena de prisión, la fiscalía también pide tres años de inhabilitación por profesión u oficio relacionado con los animales y por tenencia de animales; así como catorce meses de inhabilitación por sufragio pasivo.

Al mismo tiempo, solicita que indemnice Adipac por los gastos de la clínica veterinaria y reclama que indemnice con 1.000 euros "a la sociedad" por el daño moral causado al animal, y apuesta porque la administración destine el dinero a acciones de protección de animales abandonados.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento