Uber denuncia a Élite Taxi por amenazas e intimidación a los taxistas registrados en la aplicación en Barcelona

Un taxi de Uber en Barcelona
Un taxi de Uber en Barcelona.
UBER

Uber ha presentado una denuncia ante la Autoridad Catalana de la Competencia contra Élite Taxi y Taxi Project 2.0 por promover una "campaña de amenazas, boicot e intimidación" a los taxistas que aceptaron adherirse a la aplicación de la multinacional en Barcelona. 

En un comunicado, la compañía lamenta que desde el lanzamiento del nuevo servicio en la ciudad los taxistas han llevado a cabo acciones como la identificación de los taxistas que operan a través de la plataforma, con la difusión de sus nombres números de licencias y teléfonos privados "para ser asediados y amenazados". En este sentido, Uber asegura que "centenares" de conductores no han empezado a trabajar con la aplicación de Uber o se han dado de baja por miedo a represalias.

Con todo, la empresa ha solicitado que se adopten medidas cautelares para poner fin a estas presuntas prácticas de los taxistas.

El director de Uber en España, Juan Galiardo, ha denunciado la campaña contra los taxistas que están dispuestos a trabajar con la plataforma desde el pasado desde marzo. "Después de varios meses de acoso continuado a los conductores que querían utilizar Uber y con el objetivo de garantizar que puedan utilizar nuestra aplicación sin miedo, hemos interpuesto una denuncia ante la Autoridad Catalana de la Competencia contra Élite Taxi, Taxi Project 2.0 y sus responsables", ha confirmado Galiardo en un comunicado.

La llegada de la aplicación causó algún tira y afloja con el Instituto Metropolitano del Taxi, que hasta medios de abril no autorizó la plataforma a operar con un precio cerrado, es decir, con la tarifa 3. El organismo, sin embargo, mantuvo abierto un expediente informativo para que certificara las obligaciones fiscales, laborales y en materia de protección de datos.

El IMET había advertido a los taxistas de que trabajaran a través de la aplicación de Uber y no ofrecieran la T3 porque se les abriría un expediente, que podía derivar en una sanción con multas de entre 251 y 1.250 euros.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento