Un joven de unos 25 años se ha precipitado este martes con su coche al mar desde una altura de 50 metros en Tossa de Mar (Girona) en un siniestro cuyas causas todavía se están investigando. El hombre ha perdido la vida.

El cadáver se ha hallado dentro del coche, a unos dos metros de profundidad en el mar
Según han informado los Bomberos de la Generalitat, el vehículo siniestrado tiene matrícula española y fue rescatado por los equipos de submarinistas de los Bomberos de la Generalitat y de la Guardia Civil. Fuentes cercanas a la investigación han añadido que, al parecer, el cadáver se ha hallado dentro del coche, a unos dos metros de profundidad en el mar.

El accidente se ha producido sobre las 18.21 horas en el kilómetro 26,5 de la carretera GI-682, que une los municipios de Tossa de Mar y Sant Feliu de Guíxols. Un testigo ha avisado a los servicios de emergencia y al lugar del suceso, situado entre las calas Bona y Bola, según los Bomberos de la Generalitat, se han desplazado dos helicópteros de los bomberos con 10 vehículos de apoyo, los Mossos d'Esquadra, el Servicio Marítimo de la Guardia Civil y los equipos de submarinistas.