Productos de belleza etiquetados en función de su huella medioambiental y del impacto que provocan a nivel social

  • Califica a los productos de belleza de la marca en función de su huella medioambiental y del impacto que provocan a nivel social, y tiene en cuenta 14 factores, como el consumo de agua al usarlo o su huella de carbono. 
  • Garnier, además, se ha marcado grandes hitos sostenibles para 2025, como no utilizar nada de plástico virgen o que todas sus plantas industriales sean neutras en carbono.
Uno de los nuevos productos de Garnier, biodegradable y con cero residuos plásticos
Uno de los nuevos productos de Garnier, biodegradable y con cero residuos plásticos
Cedida / Grupo L'Oréal

Durante la presentación del informe sobre los progresos en sostenibilidad del año 2020 de su marca Garnier, el grupo L’Oréal ha anunciado el lanzamiento de lo que denominan el Etiquetado de Impacto Medioambiental y Social de Producto, un nuevo sistema que sirve para calificar a los productos de belleza en función de su huella medioambiental y del impacto que provocan a nivel social. Este nuevo etiquetado ya está disponible a través de la página web de Garnier, que ha sido la primera marca de la multinacional francesa en implantarlo en sus producots capilares, pero el grupo quiere implantarlo paulatinamente en todas sus marcas, con la prioridad puesta en los productos que requieren aclarado, la fase donde se encuentra una de las mayores huellas ambientales.

A través de la información facilitada en la página web podemos descubrir si un producto tiene una calificación de A -el producto más sostenible y de menor impacto-, B, C, D o E, los productos que más tiene que mejorar su impacto.

Para elaborar este ‘score’, L'Oréal han contado con un grupo de científicos internacionales y se han tenido en cuenta 14 factores de impacto medioambiental. Estos factores se miden, no solo durante la fabricación del producto (abastecimiento, producción, transporte…), sino también teniendo en cuenta el uso que el consumidor hace de él. Así, encontramos desde los factores más clásicos, como las emisiones de gases de efecto invernadero el impacto en la biodiversidad, hasta la acidificación de los océanos o la cantidad de agua que el consumidor utiliza al hacer uso del producto en cuestión.

En cuanto a los aspectos sociales, los factores a tener en cuenta para calificar a un producto como de mayor o menos impacto social son, por ejemplo, que los proveedores cumplan con los principios laborales del Pacto Mundial de las Naciones Unidas, que estén comprometidos con el abastecimiento solidario y que el trabajo que creen proporcione unos ingresos sostenibles a personas que suelen estar excluidas del mercado laboral.

Con este etiquetado, L’Oréal tiene un doble objetivo, por un lado, la transparencia, para que los consumidores, según André Albarrán, director general de Garnier España, “tomen las decisiones más informados”.

El nuevo Etiquetado de Impacto Ambiental y Social ya está disponible en la web de Garnier
El nuevo Etiquetado de Impacto Ambiental y Social ya está disponible en la web de Garnier
Cedida / Grupo L'Oréal

Por otro, es un paso más en su compromiso con una ‘belleza verde’ como parte del ambicioso programa de sostenibilidad del Grupo L’Oréal For The Future, “para nosotros es un orgullo participar en la introducción en nuestro país de esta nueva metodología de etiquetado, que se une al compromiso Garnier Green Beauty y a los avances dados por reducir el impacto medioambiental de toda nuestra cadena de valor”, afirma Albarrán. Por este motivo, el Grupo quiere dar ejemplo, y ha compartido en su página web la metodología con el objetivo de promover la colaboración y la estandarización de este modelo entre las partes interesadas del sector.

La apuesta por la ‘green beauty’ de Garnier

Tal y como lleva demostrando en los últimos años, sobre todo a través del mencionado programa L’Oréal For The Future, el grupo está muy comprometido con la sostenibilidad, y su marca Garnier ha sido siempre la punta de lanza de la multinacional para llevar a cabo su transformación ecológica. Así, tal y como han anunciado en la memoria de sostenibilidad 2020 de Garnier, es esta marca la más avanzada y está siendo la primera en alcanzar algunos de los hitos planteados en la estrategia L’Oréal For The Future para 2030.

Durante el año 2020, por ejemplo, el 97% de los productos que lanzaron o renovaron mejoraron su perfil medioambiental y social, el 85% de los ingredientes de origen biológico se obtuvieron de forma sostenible o el 90% de los ingredientes en productos de cuidado del cabello son biodegradables. Además, esperan que el 75% de los ingredientes de los productos nuevos o renovados para el cuidado de la piel sean de origen biológico, derivado de minerales o de procesos circulares en el año 2025.

Una gran batalla que está ganando es la de la reducción drástica de la utilización de plástico virgen, que en 2020 fue de 9.000 toneladas menos, pues el 54% del plástico PET procedió de materiales reciclados. En 2025 esperan que no utilizar nada de plástico virgen, ya sea porque usarán solo reciclado y por la reducción del plástico en sus envases, algo que podemos ver ya en sus nuevas cremas solares faciales Delial o en su apuesta por los champús o jabones sólidos.

Otro ambicioso objetivo que quieren alcanzar en 2025 es conseguir que las plantas industriales de Garnier sean neutras en carbono y que solo utilicen energía renovable, algo que consiguieron el año pasado en un 49% de ellas. También lograron reducir en un 69% las emisiones de CO2 y en un 53% el consumo de agua de estas plantas.

Además, en 2020, Solidarity Sourcing, un programa de aprovisionamiento solidario para ingredientes, llegó a 787 comunidades en el mundo. Para 2025, quieren que este número ascienda a 1.000.

Con estos hitos, L’Oréal está más cerca de alcanzar una serie de ambiciosos objetivos con los que quiere, en 2030, convertirse en la compañía de belleza líder en el mundo en la transformación empresarial hacia modelos sostenibles que respeten los límites planetarios.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento