La provincia registra un 48% de suspensiones de señalamientos judiciales en 2020

La provincia de Málaga registró una media del 48 por ciento de suspensiones de señalamientos judiciales a lo largo de 2020, lo que supone un notable incremento respecto al año anterior, en lo que ha incidido la paralización de la actividad judicial no esencial decretada debido al coronavirus.
La provincia registra un 48% de suspensiones de señalamientos judiciales en 2020
La provincia registra un 48% de suspensiones de señalamientos judiciales en 2020
20M EP

Así se desprende de los datos recogidos por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en su memoria de 2020, consultada por Europa Press, en la que se precisa que de un total de 73.057 señalamientos previstos el pasado año, 37.796 se celebraron, pero 35.261 tuvieron que ser suspendidos.

Málaga es la provincia andaluza que más porcentaje de suspensiones tiene e, incluso, se sitúa por encima a nivel regional, no solo de la media general, que es del 45 por ciento; sino también en todas y cada una de las jurisdicciones, según se extrae del documento del alto Tribunal andaluz.

Asimismo, también es la primera provincia en cuanto a aplazamientos de juicios o vistas en la jurisdicción social, con un 66 por ciento -5.063 de los 14.72 previstos-. En la civil, se suspendieron 16.880 señalamientos y se celebraron 14.791 de los 31.671 previstos, lo que supone un 47 por ciento de media.

En el orden penal, según recoge la memoria, se registró una media del 38 por ciento, con 13.706 suspensiones de 22.113 juicios o vistas señalados. En la jurisdicción contencioso-administrativo, fueron 2.147 los señalamientos suspendidos y 2.400 los que se celebraron de un total de 4.547; es decir, un 53 por ciento de suspensiones.

El TSJA vuelve a incidir en que estas suspensiones son "una grave disfunción", al sumarse a la problemática por el nivel de pendencia, y conlleva que el hueco previsto para ese juicio o vista "no pueda cubrirse con la inclusión de otro señalamiento, con el consiguiente perjuicio para la buena eficiencia del servicio público".

Además, señala la memoria, en el aumento del porcentaje de suspensiones en el último año en general en toda Andalucía, "sin duda, ha incidido la obligada suspensión de actividades judiciales en virtud del decreto de alarma", de marzo de 2020, debido al coronavirus, que supuso tres meses de confinamiento.

En ese tiempo, los juzgados no pudieron ingresar nuevos asuntos, ni realizar vistas ni actuaciones judiciales programadas, salvo las que fueran causas con presos, y, además, señala el TSJA, se trabajó "en unas condiciones muy complicadas", incluyendo un uso de medios telemáticos "inadecuados" e instalaciones judiciales "muy deficientes".

La provincia de Málaga registró la suspensión de 3.000 señalamientos civiles y otros tantos juicios penales durante los tres meses de confinamiento decretado en el primer estado de alarma, según consta en la memoria del alto Tribunal andaluz. También se produjo la suspensión de 170 señalamientos mercantiles.

Pero, la mayoría de las suspensiones en esos tres meses desde mediados de marzo fueron del orden social, con la paralización de 4.000 señalamientos. También, en ese mismo periodo, fueron 300 las citaciones de orden contencioso las que se tuvieron que suspender, así como 750 declaraciones personales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento