Desalojadas 6.500 personas en el fin del estado de alarma en Barcelona en 31 espacios de ciudad

Barcelona en el fin del estado de alarma.
Barcelona en el fin del estado de alarma.
EFE

La Guardia Urbana y los Mossos d'Esquadra han desalojado a lo largo de esta noche en Barcelona a unas 6.500 personas en 31 puntos de la ciudad por formar aglomeraciones y no cumplir con las medidas para evitar contagios por la Covid-19.

Así lo ha explicado este domingo el teniente de alcalde de Seguridad del Ayuntamiento de Barcelona, Albert Batlle, en declaraciones a Rac 1 y a Catalunya Ràdio.

Batlle ha asegurado que el dispositivo policial habilitado desde la medianoche buscaba minimizar el riesgo de contagios, garantizar la convivencia y la seguridad ciudadanas y velar por la seguridad viaria.

El teniente de alcalde ha dicho que no disponía de datos de sanciones impuestas esta noche, pero que el objetivo era esta noche hacer pedagogía más que multar.

Ha detallado que cuando se concentraban muchas personas en plazas, playas y parques públicos de la ciudad, el dispositivo policial intervenía para pedir a la gente que desalojara el espacio.

Batlle ha dicho que ha sido una noche "muy intensa" en la ciudad, pero que era algo "previsible" tras seis meses de vigencia del toque de queda nocturno.

Ha explicado que se han producido algunas "imágenes preocupantes", con concentraciones de personas sin mascarilla y sin distancia de seguridad, un comportamiento de "absoluta irresponsabilidad".

Por ello, ha apelado a la responsabilidad y ha confiado en que poco a poco se normalice la situación, ya que ha recordado que no sigue en vigor tampoco el confinamiento territorial.

Preguntado por si se debe reabrir el sector del ocio nocturno para evitar aglomeraciones en las calles, ha asegurado que se deberá analizar qué pasa con este sector, en el que se da "más interacción" social que en otros, ha comentado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento