La tasa de emprendimiento de España cae ligeramente pero sigue por encima de la media

  • La iniciativa emprendedora ha bajado del 7,4% en 2019 al 6,8% en 2020.
La tasa de actividad emprendedora en España es del 6,4%.
Los datos desmienten el tópico de que España no es país para emprender.
Bluemedia Studio

En tiempos difíciles como los que vivimos, en plena crisis económica por la pandemia de la Covid-19, muchos insisten en que lo que toca, más que nunca, es reinventarse. En ese sentido, el emprendimiento es una de las variables más importantes en la reinvención profesional y uno de los caminos al autoempleo.

El tópico dice que España no es país para emprendedores. Pero no es cierto. Aunque es verdad que las tasas de emprendimiento de España han caído ligeramente en el último año, en mitad de la pandemia, siguen por encima de la media mundial. Emprendemos más de lo que creemos.

Según el último informe del medidor Global Entrepreneurship Monitor (GEM) 2020-2021 de Enisa, la iniciativa emprendedora en España ha descendido ligeramente, pasando del 7,4% en 2019 al 6,8% en 2020, un descenso muy inferior al observado en la mayoría de países. Así, nuestro país se sitúa por encima de la media mundial a pesar de la crisis.

Este documento, realizado a partir de 140.000 entrevistas a personas de entre 18 y 64 años de 46 economías, ha puesto de manifiesto que el 43% de los ciudadanos han sufrido un descenso de los ingresos de su núcleo familiar como consecuencia de la crisis sanitaria.

La iniciativa emprendedora ha caído en la mayoría de países más que en España

El GEM también ha recogido la petición unánime de los españoles de nuevas políticas que faciliten e impulsen el acceso a nuevos mercados ante la dificultad para encontrar nuevas oportunidades dentro de su propio país. El informe completo será presentado en junio.

Mejores y peores regiones para emprender

Recientemente, otro estudio, el Observatorio ProntoPro mostraba dónde es más fácil abrir un negocio y dónde es más complicado hacerlo. Madrid, Cataluña y Valencia son las mejores comunidades para iniciar una actividad profesional (por la amplia oferta de programas de capacitación existentes y a una mayor digitalización).

La otra cara de la moneda está en Galicia, Canarias y Castilla y León. Son las regiones que resultan más desfavorables a la hora de abrir o llevar un negocio en este momento, al no contar con suficiente apoyo por parte de las administraciones, así como por las trabas que se encuentran para realizar el traslado al lugar de trabajo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento