Rutas y escapadas de un día a otras comunidades cercanas a Madrid para el domingo, fin del estado de alarma en España

Pedro Bernardo, en el Valle del Tiétar, Ávila.
Pedro Bernardo, en el Valle del Tiétar, Ávila.
Wikipedia / Luis Garcia Castro

Este domingo se acaban todas las restricciones que estaban contempladas en el real decreto que declaró estado de alarma en España, por lo que se levantarán los cierres perimetrales de las diferentes comunidades autónomas y se podrá entrar y salir de ellas sin causa justificada.

Por ello, son muchos los que están deseando poder realizar alguna ruta o visita turística de un día en localidades fuera de la frontera de su región. En el caso de la Comunidad de Madrid, las posibilidades son muchas, desde Ávila a Segovia, pasando por Toledo o Guadalajara. 

Guadalajara y sus pueblos 

En primer lugar, se puede optar por visitar Guadalajara, que se encuentra a menos de una hora de la capital en coche, aunque también se puede ir en transporte público, que supone una hora y cuarto de camino.

En esta ciudad se puede el Alcázar Real de Guadalajara, cuyos restos más antiguos datan del siglo IX, además de los restos de la muralla medieval con la puerta de Bejanque, el torreón del Alamín, el puente de las Infantas y el torreón de Álvar Fáñez. Igualmente, se puede acceder al palacio de los Duques del Infantado o el palacio de Antonio de Mendoza.

Igualmente, del término de la provincia de Guadalajara existen diferentes pueblos que merece la pena visitar, como Sigüenza y su castillo, la catedral de Santa María o el Monasterio de Nuestra Señora de los Huertos, entre otras muchas edificaciones de interés.

Atienza, Pastrana o Torija también son pueblos de Guadalajara en los que poder observar numerosas edificaciones, así como callejuelas, bares y restaurantes en los que pasar un día en familia o con amigos de lo más completos. 

Segovia, cultura y gastronomía

Segovia es una de las ciudades que mezclan las visitas turísticas, arquitectónicas e históricas con una gastronomía propia que no deja indiferente a ningún visitantes.

Pasear por sus calles hasta encontrar el Acueducto de Segovia, símbolo de la ciudad, o contemplar el poderoso Alcázar de Segovia es de lo más recomendable, además de ser uno de los monumentos que más visitas recibe a lo largo del año. 

Además, para quienes ya hayan visitado Segovia, pueden optar por algunos de los pueblecitos que se encuentran dentro de esta provincia. De lo más recomendable es Pedraza, que cuenta con numerosos atractivos turísticos, como su Plaza Mayor, además de los palacios y casonas datadas en los siglos XVI y XVII.

Igualmente son muy conocidos los pueblos de Sepúlveda, La Granja de San Ildefonso o Ayllón, que también cuentan con importantes vestigios de otras épocas, así como diferentes ofertas gastronómicas para pasar un día completo y disfrutar del buen tiempo.

Toledo, ciudad histórica 

Si hay una ciudad cerca de Madrid que es perfecta para trasladarse a otra época y no parar de visitar monumentos, museos y edificaciones históricas, esa es Toledo. Esta ciudad se encuentra a poco más de una hora en coche desde la capital.

El Alcázar de Toledo, su catedral, el mirador de la Iglesia de los Jesuitas, los miradores del río Tajo, la Mezquita del Cristo de la Luz, la calzada romana o la Plaza del Ayuntamiento son solo algunos de los atractivos de la ciudad. 

También se puede optar por los encantadores pueblitos que hacen la perfecta representación de los campos manchegos. Un ejemplo es Consuegra, que posee el grupo de molinos de viento mejor conservado de España. También se puede optar por Escalona, que tiene el Castillo-Palacio de Escalona como representación del estilo mudéjar. Igualmente, El Toboso es otro de los pueblos más conocidos gracias a la obra de Miguel de Cervantes y el personaje de Dulcinea.

Ávila, gastronomía y naturaleza

Ávila es otra de las ciudades más recomendadas para visitar en un día. Antes de llegar, ya se puede observar la inmensidad de sus murallas, que son el principal atractivo turístico de la ciudad, aunque no el único. Es la muralla completa mejor conservada de España. Además, se pueden contemplar hoy en día numerosas edificaciones, como casonas o palacios, que forman parte de su arquitectura civil y datan de los siglos XV y XVIII. 

Para optar por otro lugar dentro de Ávila que mezcla, además, una naturaleza singular, por la que poder hacer infinitas rutas, se puede elegir la zona del Valle del Tiétar, rodeado de la Sierra de Gredos y donde poder encontrar infinitos pueblos, perfectos para hacer una ruta o excursión, sobre todo, llegado el buen tiempo. 

Las Cuevas del Águila en Arenas de San Pedro, la Ruta de los Castillos, que va de La Adrada a Mombeltrán, la Ruta del Vino en Cebreros, los pueblos de Candeleda, Guisando o ver las vistas desde el conocido como El balcón del Tiétar, que es Pedro Bernardo, son algunas de las recomendaciones. 

Cuenca y sus Casas Colgadas

Cuenca es otro de los lugares por excelencia para visitar en un día fuera de Madrid. Se encuentra a unas dos horas de viaje y en ella se puede disfrutar de visitar culturales, así como de diferentes sitios para comer o pasear. 

Su Plaza Mayor, las Casas Colgantes, la Catedral de Santa María y San Julián y los rascacielos del barrio de San Martín son algunos de los lugares imprescindibles para disfrutar de la ciudad. 

También se puede optar por visitar alguno de los pueblos que rodean la ciudad. Alarcón, Belmonte o Priego son algunas de las opciones donde poder encontrar atractivos turísticos y el encanto propio de los pueblos castellanomanchegos. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento