Claves sobre las patentes de las vacunas de la covid-19: ¿para qué sirven?, ¿cuándo podría llegar la liberación?

Personas con mascarilla en una cola para recibir alimentos durante la crisis del coronavirus en Pretoria, Sudáfrica.
Personas con mascarilla en una cola para recibir alimentos durante la crisis del coronavirus en Pretoria, Sudáfrica.
Manash Das/EP

Son muchas las voces que desde hace meses claman la suspensión temporal de las patentes de las vacunas de la covid-19 con el objetivo de acelerar el ritmo de vacunación mundial, que actualmente avanza a dos velocidades. El anuncio de la nueva Administración de EE UU, encabezada por Joe Biden y Kamala Harris, de apoyar la liberalización de las patentes ha reabierto el debate y supone un hito en el recorrido de esta iniciativa propuesta por India y Sudáfrica, y que cuenta con el apoyo de 105 de los 164 países que conforman la Organización Mundial del Comercio (OMC). Pero, ¿qué son las patentes y cuál es su importancia?

Según la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (más conocida por sus siglas en inglés, WIPO), una patente es "un derecho exclusivo que se concede sobre una invención". En términos generales, una patente "faculta a su titular a decidir si la invención puede ser utilizada por terceros y, en ese caso, de qué forma. Como contrapartida de ese derecho, en el documento de patente publicado, el titular de la patente pone a disposición del público la información técnica relativa a la invención", reza en la web del organismo.

Las patentes de las vacunas otorgan a sus propietarios la exclusividad para fabricar estos productos sanitarios durante habitualmente 20 años. Los defensores de la suspensión temporal -hasta que se alcance la inmunidad de rebaño a nivel mundial, el 70% de la población total- de estos derechos entienden que esta sería la vía más rápida para que los países con menos recursos pudieran ser autosuficientes y producir sus propias vacunas, pues la exención de las patentes les permitiría acceder a la tecnología y el 'know-how' (conocimiento) para fabricar este producto como un genérico.

Sin embargo, las farmacéuticas defienden que esta no es la solución y que el foco debe ponerse en solucionar otras limitaciones de la producción de dosis "como la eliminación de barreras comerciales o de cuellos de botella en el suministro de materias primas y otros ingredientes".

Si finalmente las patentes se liberaran, no sería la primera vez que se adopta esta medida. Sudáfrica ya suspendió las patentes de los antirretrovirales contra el VIH en 1998 porque tenía a miles de personas que morían de Sida cada año y no podían acceder a los tratamientos necesarios.

La UE se abre a "debatir"

Tras el anuncio de EE UU, la presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula von der Leyen, ha afirmado este jueves que Europa también "está preparada para debatir cualquier propuesta que aborde la crisis de manera eficaz y pragmática" y adelantó que en breve se hará un llamamiento "a todos los países productores de vacunas para que permitan la exportación y eviten medidas que interrumpan las cadenas de suministro". Y enfatizó: "Si el virus sigue propagándose en India o África, Brasil o Rusia, es un riesgo grave para todos nosotros. Es el caldo de cultivo para las variantes. Sabemos que nadie está a salvo hasta que todos estén a salvo".

Tras la presidenta de la CE fue Italia el primer país es posicionarse. El ministro italiano de Sanidad, Roberto Speranza, aseguró que "Europa también tiene que desempeñar su papel". "El avance de Biden sobre el acceso libre a las patentes de vacunas para todos es un importante paso adelante. Europa también tiene que desempeñar su papel", manifestó.

Las reacciones al giro de Estados Unidos también llegaron desde Francia, donde el presidente Emmanuel Macron dijo ser "favorable" a la suspensión temporal pero incidió después en que a corto plazo la urgencia es que otros actores sigan a la "generosa" Europa en la exportación de vacunas. Alemania, por su parte, no ha rechazado discutir sobre ello pero un portavoz del Gobierno ha avisado horas antes de la cumbre europea de que para Berlín es necesario mantener la protección de la propiedad intelectual de las vacunas porque su suspensión podría acarrear "graves consecuencias" y desincentivar los esfuerzos de los laboratorios.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea iniciarán este viernes la reflexión sobre las patentes de las vacunas en la Cumbre Social Europea. Los líderes pasarán dos días en la ciudad lusa de Oporto -salvo la canciller alemana, Angela Merkel, y el primer ministro holandés, Mark Rutte, que participarán por videoconferencia- con la agenda centrada en la gestión de la pandemia y la cumbre con India el sábado, con cuyo primer ministro, Narendra Modi, discutirán también en remoto de la difícil situación que atraviesa el país.

La reacción en el seno de los Veintisiete ha sido cauta y han dejado abierta la puerta al debate pero han evitado ir más allá en sus mensajes públicos. Fuentes europeas confirman que el presidente del Consejo europeo, Charles Michel, incluirá el asunto en la discusión de líderes porque hay consenso sobre la oportunidad de debate, pero evitan expresar un apoyo a la medida.

Pronunciamiento del Gobierno español

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, se pronunció este jueves sobre el cambio de posición de EE UU. "Esta pandemia y esta situación requieren una respuesta de esta naturaleza. En esta pandemia, o nos salvamos todos, o no se salva nadie", dijo durante una entrevista en Onda Cero, en línea con Von der Leyen.

Más tarde, España moduló su posición y, aunque ve positivo que se dé la discusión, apunta que se trata de un asunto "complejo" y que la liberalización puede ser útil en casos determinados pero hay que atender también a cómo afectaría a los medios de producción y distribución, según han indicado fuentes del Gobierno.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, va a presentar en Europa la propuesta de España, en la que se advierte de que esta medida no es suficiente para garantizar el acceso a los sueros de los países en desarrollo y argumenta, en primer lugar, que la aprobación de la suspensión en el seno de la OMC requiere tiempo, y además flexibilidad de las farmacéuticas para que aceleren la concesión de las licencias para que otros productores fabriquen las vacunas.

Añade que, además, para la fabricación de las vacunas a partir de que la liberalización de las patentes hay que reforzar la transferencia de conocimiento y tecnología, aumentar la producción global de sueros y acelerar su distribución por todo el planeta.

También se ha posicionado al respecto el presidente del Comité de Bioética de España, Federico De Monsalvo: "Ayudar a que las vacunas se puedan desarrollar con garantías en otros países ayuda a esos países y también nos ayuda a nosotros, porque no hay que olvidar que lo que ocurre lejos puede llegar aquí en forma de variante", ha considerado en TVE

Reacción de la OMS

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, ha celebrado el apoyo expreso del presidente estadounidense, Joe Biden, a una suspensión de las patentes de las vacunas contra el coronavirus, algo que considera "clave en la lucha contra la covid-19". 

En su opinión, el anuncio de Biden, "es un gran ejemplo del liderazgo estadounidense a la hora de afrontar desafíos sanitarios globales", destacó Tedros. "No me sorprende el anuncio, es lo que esperaba de la Administración del presidente Biden", añadió el director general de la OMS, organización que el anterior ocupante de la Casa Blanca, Donald Trump, había amenazado con abandonar el pasado año, pero que con el cambio presidencial ha normalizado sus lazos con Washington.

La OMC pide iniciar negociaciones "lo antes posible"

La directora general de la Organización Mundial del Comercio (OMC), Ngozi Okonjo-Iweala, ha instado a iniciar las negociaciones sobre las patentes de las vacunas contra el coronavirus "lo antes posible", tras acoger "con gran satisfacción" el anuncio del presidente estadounidense, Joe Biden, al respecto.

A través de un comunicado, ha señalado que ha leído "con interés" la declaración emitida el miércoles por la representante comercial de Estados Unidos, Katherine Kai, en relación a la voluntad del país norteamericano de negociar con los proponentes de la exención temporal del Acuerdo sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual relacionados con el Comercio (ADPIC). También ha señalado que hay que actuar "urgentemente" frente a la pandemia "porque el mundo está mirando y la gente está muriendo", por lo que se ha mostrado "complacida" de que los proponentes "estén preparando una revisión de su propuesta". Así, les ha instado a "que la pongan sobre la mesa lo antes posible para que puedan comenzar las negociaciones basadas en el texto".

"Solo si nos sentamos juntos encontraremos una forma pragmática de avanzar -aceptable para todos los miembros- que mejore el acceso de los países en desarrollo a las vacunas al tiempo que proteja y sostenga la investigación y la innovación tan vitales para la producción de estas vacunas que salvan vidas", ha concluido Okonjo-Iweala.

Próximas fechas clave

Los miembros de la Organización Mundial del Comercio (OMC) han celebrado este miércoles y jueves el Consejo General del organismo. Este miércoles mostraron mayor consenso en el debate para buscar fórmulas que reduzcan las barreras a la producción de vacunas contra la covid, después de que la India y Sudáfrica, principales promotores del debate, anunciaran que revisarán sus propuestas.

"La reunión fue más constructiva y pragmática, con menos acusaciones y mensajes de solidaridad hacia la India" en el contexto de la grave ola de covid que vive ese país, destacó en rueda de prensa el portavoz de la OMC Keith Rockwell al comentar la reunión mantenida por el Consejo General del organismo.

Las próximas fechas a tener en cuenta serán el 8 y 9 de junio, cuando está previsto que se celebre una reunión formal del Consejo sobre los Acuerdos de Propiedad Intelectual (ADPIC) de la OMC. Las decisiones en el seno de la OMC se toman por consenso unánime de los 164 países que conforman el organismo (de los que 105 están a favor de la exención temporal de las patentes). Si no hay consenso, también existiría la opción de someter la cuestión a votación. En tal caso, se necesitarían tres cuartas partes de los países a favor, pero esta vía es "la última opción", señalan desde Médicos Sin Fronteras.

Antes de esta cita, otro momento clave podría llegar en la Cumbre Global Health del G20 que tendrá lugar en Italia entre los próximos 21 y 23 de mayo. A este encuentro le seguirá la Asamblea Mundial de la Salud de la OMS -su máximo órgano decisorio-, prevista para entre el 24 de mayo al 1 de junio. Desde MSF señalan que estas reuniones pueden servir para avanzar en las propuestas de India y Sudáfrica y llegar así con un consenso preparado para la reunión de principios de junio en la OMC, si bien la decisión puede acelerarse "en cualquier momento".

Oposición de las farmacéuticas: "Decepcionante"

Por su parte, la Federación Internacional de Fabricantes y Asociaciones Farmacéuticas (IFPMA) consideró que este cambio de posición de EE UU es "decepcionante" y sostuvo que "no aumentará la producción de dosis". "Muy al contrario, puede llevar a la desorganización", aseguró en un comunicado la organización global de farmacéuticas, que señaló que deben solucionarse otras limitaciones a la producción de dosis "como la eliminación de barreras comerciales o de cuellos de botella en el suministro de materias primas y otros ingredientes". 

"La única forma de garantizar un rápido aumento de las vacunas y un acceso equitativo de ellas para todo sigue siendo un diálogo pragmático y constructivo con el sector privado", defendió la IFPMA.

Sin embargo, el consejero delegado de Moderna, Stéphane Bancel, restó importancia este jueves al anuncio y aseguró que su empresa no se verá afectada, pues ya había decidido no exigir el respeto de sus patentes durante la pandemia y no ve factible que ninguna compañía tenga capacidad para manufacturar su vacuna de ARN mensajero a corto plazo. Moderna, junto a las otras tres farmacéuticas con vacunas de la covid-19 aprobadas en la UE, acumulan dos jornadas en rojo en los mercados a consecuencia del anuncio de Biden.

Vacunación a dos velocidades

Mientras que los países de renta alta han comprado o reservado 4.850 millones de dosis para proteger a sus poblaciones, los países de renta media y baja apenas han conseguido hacerse con 1.400 millones de inyecciones, según los datos recopilados por el Centro de Innovación en Salud Global de la Universidad de Duke (EE UU). 

En cuanto a las dosis ya administradas, por ejemplo el 62% de la población israelí, el 51% de los estadounidenses o el 44% de los británicos ya contaba con al menos una dosis al 4 de mayo de 2021, mientras que en África este porcentaje no llega al 1% y en Asia apenas rebasa el 4%, según datos recabados por Our World in Data, centro adscrito a la Universidad de Oxford.

El director de la OMS llegó a tildar de "grotesca" la desigualdad en el acceso a las vacunas.

Posición de Médicos Sin Fronteras

La decisión de Biden se produce después de días de intenso debate dentro del Gobierno estadounidense, que ha sufrido la presión de algunos de los gigantes farmacéuticos de EE UU que se oponen a la medida, y en medio de la reunión del Consejo General de la OMC, que se ha celebrado este miércoles y jueves 5 y 6 de mayo.

Desde Médicos Sin Fronteras consideran que "la decisión adoptada por el gobierno estadounidense es un paso importante hacia el apoyo mundial a una exención en el seno de la Organización Mundial del Comercio (OMC) en materia de propiedad intelectual. Esto podría proporcionar a los países nuevas opciones para hacer frente a las limitaciones de las normas de propiedad intelectual actuales y eliminar las incertidumbres y las barreras legales que pueden impedir la producción y el suministro de productos médicos COVID-19 con antelación".

MSF ha solicitado a lo largo de estos más de siete meses de negociaciones en la OMC, la suspensión de las patentes para todos los productos COVID-19, incluidas vacunas, tratamientos y diagnósticos. La responsable de Relaciones Externas de MSF, Raquel González, considera el paso dado por EE UU de "histórico" y "rotundamente alentador".

No obstante, sobre las declaraciones de Von der Leyen, afirman que "no es suficiente con que la UE se muestre 'abierta a debatir' la suspensión de patentes o que nuestro país afirme que va a ‘impulsar la discusión’. Es el momento de trabajar sobre un documento concreto y establecer las condiciones para empezar a producir vacunas y herramientas médicas contra el coronavirus de manera masiva en un momento en el que la pandemia sigue haciendo estragos en todo el mundo", ha afirmado David Noguera, presidente de MSF, a través de un comunidado.

La situación en la India

Este cambio de postura llega cuando la India, que es el mayor productor de vacunas y medicamentos del mundo, lleva ya dos semanas en situación crítica por su segunda ola de la pandemia de covid. Este jueves ha registrado un nuevo récord de infecciones por coronavirus con 412.262 casos en las últimas 24 horas, además del número más elevado de muertes registrado hasta la fecha en el país, 3.980 muertes en las últimas 24 horas, aunque los expertos advierten de que la cifra real podría ser mayor.

Sobre este aspecto ya se manifestó la semana pasada la viróloga del CSIC Margarita del Val: "Como la India colapse, colapsamos todos nosotros detrás", afirmó en una entrevista en la Cadena Ser.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento