Cataluña eliminará el confinamiento nocturno y el cierre perimetral de la comunidad el sábado a medianoche

Un hombre firma en el capó de un vehículo de la Guardia Urbana una multa por saltarse el toque de queda, el pasado 2 de noviembre de 2020.
Un hombre firma en el capó de un vehículo de la Guardia Urbana una multa por saltarse el toque de queda, el pasado 2 de noviembre de 2020.
Europa Press

El Govern ha anunciado este martes en rueda de prensa que el próximo sábado a medianoche, momento en el que decae el estado de alarma en toda España, Cataluña no alargará el toque de queda nocturno y levantará el cierre perimetral de la comunidad. 

El vicepresident en funciones, Pere Aragonès, ha comparecido durante la rueda de prensa posterior al Consell Executiu de los martes, y ha sido el encargado de anunciar la decisión del ejecutivo catalán de no prorrogar estas dos medidas de confinamiento

Esto provocará una situación "singular" el próximo sábado entre las 22 horas y la medianoche, una franja de dos horas en la que el toque de queda estará activo.

La Generalitat ha decidido a última hora no aprobar un decreto ley que el pasado lunes parecía seguro, y que les permitiera poder aplicar medidas restrictivas en Cataluña que ha de validar primero la justicia (el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya) al afectar directamente a derechos fundamentales. El pasado mes de julio, la Generalitat ya impulsó un decreto que ya le ha permitido tomar medidas restrictivas previo aval judicial.

"Aprobar ahora un decreto ley en un marco de cierta incertidumbre sobre las medidas a aplicar a nivel estatal, y cuando no se ha de aplicar todavía, nos hace parar unos días porque lo que no queremos es introducir más confusión antes de que el marco jurídico estatal quede claro", ha indicado Aragonès al ser preguntado sobre el por qué de esta marcha atrás de última hora. 

El vicepresident ha argumentado además que esta decisión se toma a partir de la buena evolución de los datos epidemiológicos y del avance positivo de la campaña de vacunación que, si continúa en esta tendencia, permitirá que a lo largo del mes de julio "ya esté vacunada el 70% de la población catalana". El avance en la vacunación hace posible abrir esta "nueva etapa" en Cataluña y comenzar a ver "el principio del final" de la pandemia a diferencia de la primera, la segunda y la tercera ola, ha dicho Aragonès. 

Aragonès ha pedido la “máxima responsabilidad” a la ciudadanía y ha asegurado que las medidas de protección continúan vigentes: "Podemos empezar una nueva etapa que deje atrás la excepcionalidad jurídica del estado de alarma, pero no la excepcionalidad sanitaria de la pandemia".

"Podemos empezar una nueva etapa que deje atrás la excepcionalidad jurídica del estado de alarma, pero no la excepcionalidad sanitaria de la pandemia" (Pere Aragonès, vicepresident)

Las reuniones sociales siguen limitadas a seis personas

"El toque de queda es independiente de la restricción de la cantidad de personas que se pueden reunir en un domicilio o de las limitaciones de aforo", ha explicado la consellera portavoz, Meritxell Budó, sobre si el final del confinamiento nocturno y perimetral catalán supone levantar otras restricciones como esta que afecta a los encuentros sociales. Los dos dirigentes han indicado que la Agència de Salut Pública de Catalunya decidirá sobre estas cuestiones en los próximos días.

"Prevemos mantener la limitación de las reuniones sociales en seis personas", ha confirmado Aragonès, y se hará "con antelación suficiente" para que el TSJC lo ratifique antes de la medianoche del próximo sábado. El Govern podría trasladar al alto tribunal catalán estas medidas entre el próximo miércoles y el jueves para que el Procicat las apruebe y se puedan aplicar a partir del día 9. 

"Las restricciones de actividades se mantienen porque seguimos en pandemia", ha remarcado Aragonès, preguntado sobre por qué los restaurantes podrán servir cenas desde el domingo que viene, y hasta las 23 horas, cuando ya no habrá toque de queda desde ese día. 

A finales de esta semana, el Govern espera que un 80% de los mayores de 60 años habrán recibido la primera dosis de la vacuna contra la Covid. Así lo ha indicado el vicepresident en funciones, que ha añadido que, a día de hoy, ya hay más de 1.947.000 personas con la primera dosis puesta y 825.000 con la segunda dosis. Ya se han distribuido 2.773.000 dosis de la vacuna contra la Covid en Cataluña.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento