Comunidad Valenciana

Un mundo nuevo a bordo

  • 20 minutos se embarca para conocer de cerca cómo es un trayecto a bordo de los bólidos del mar, en una de las carreras de la Audi MedCup.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ALICANTE
Velero de la Audi Med Cup 544
Velero de la Audi Med Cup 544
F. GONZALEZ

Vista por televisión, la vela parece un deporte complicado y absolutamente incomprensible, pero a bordo de una embarcación y desde alta mar, la Audi MedCup se entiende mucho mejor.

El día es gris, el cielo está encapotado y sopla el viento. Es un buen día para salir a navegar, a pesar de la llovizna. En el puerto, antes de la salida, la actividad es frenética. Los regatistas cargan las enormes velas de repuesto, los aparatos de precisión, los víveres y el agua, fundamentales para pasar todo el día en alta mar.

A bordo de los barcos hay tensión, aunque los regatistas parecen relajados. Caminan por la cubierta e incluso se sientan y charlan tranquilamente, con los pies colgando en el vacío. De repente, todos los barcos se alinean y suena una sirena. Parten.

El viento es flojo, unos ocho nudos, hablan los expertos, y aunque con poca velocidad, hay carrera. Los barcos viran de forma salvaje y los marineros corren al costado contrario para no volcar. Pasan la primera boya, y unos apuestan por dejarse llevar por el viento a la derecha o a la izquierda, es lo que puede darles la victoria.

De repente cesa el viento. En un momento, repliegan las velas y es el momento del descanso. Los curiosos, que seguían la carrera desde sus barcos y yates, reponen fuerzas.

Llegan las siestas en cubierta, los bocadillos y la modorra... Hasta que el viento se ha levantado de nuevo, y ha comenzado el espectáculo.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ALICANTE

Mostrar comentarios

Códigos Descuento