Sanidad retrasa cuatro semanas la decisión sobre la segunda dosis de AstraZeneca en menores de 60

Una enfermera vacuna a una profesora en la Comunidad Valenciana con las dosis de AstraZeneca.
Una enfermera vacuna a una profesora en la Comunidad Valenciana con las dosis de AstraZeneca.
EFE / Kai Försterling
Vacunación a una profesora en la Comunidad Valenciana.

Las personas menores de 60 años que ya han recibido una primera dosis de AstraZeneca tendrán que seguir esperando para saber si reciben la segunda dosis de este mismo suero, después de que la Comisión de Salud Pública haya acordado este viernes ampliar de 12 a 16 semanas el intervalo entre un a y otra. Así, dará tiempo a que concluya el ensayo clínico que trata de confirmar que, en lugar de con AstraZeneca, estas personas pueden recibir una segunda dosis de Pfizer. La decisión cuenta con la clara oposición de la Comunidad de Madrid, en contra también del criterio que defendían otras comunidades, como Castilla-La Mancha o Aragón, e incluso los expertos de la Ponencia de Vacunas, que han propuesto administrar la segunda dosis de Astrazeneca a los mayores de 40 años.

El viceconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Antonio Zapatero, ha informado de la decisión que ha adoptado la Comisión de Sanidad Pública, que se ha reunido este viernes para tomar una decisión sobre cómo proceder con el más de millón de personas menores de 60 años que ya han recibido una primera dosis de AstraZeneca, cuya vacunación se suspendió en esta franja de edad debido a los escasos y extraños episodios de trombosis asociados a ella notificados en distintos países europeos.

Después, el Ministerio de Sanidad ha informado de que no serán 12 semanas lo que medie entre una y otra dosis de AstraZeneca, sino 16, un mes más que se contrapone a la ficha técnica de esta vacuna y a la opinión de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) pero que permitirá conocer antes las conclusiones de la investigación del Instituto de Salud Carlos III para ver si es posible poner una segunda dosis de Pfizer.

"La Comisión de Salud Pública acuerda ampliar de 12 a 16 semanas la administración de la segunda dosis de AstraZeneca en menores de 60 años", ha informado Sanidad, que recuerda que "la protección [con esta vacuna] alcanza alrededor de un 80% de efectividad con la primera dosis".

Madrid, Aragón o los expertos, en contra

"Se ha decidido retrasar entre cuatro y seis semanas la decisión sobre el uso de la segunda dosis de AstraZeneca", había indicado poco antes Zapatero en una rueda de prensa en la que ha añadido que en la reunión la directora general de Sanidad madrileña, Elena Andradas, se ha manifestado en contra de esta decisión. "La Comunidad de Madrid se ha mostrado claramente en contra", ha dicho.

No ha sido la única, porque la decisión de esperar entre un mes y un mes y medio más se ha opuesto a lo que han defendido Castilla-La Mancha y Aragón, e incluso a la propuesta que han hecho los expertos de la Ponencia de Vacunas. Frente a ellos se ha impuesto la posición que la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha defendido insistentemente en los últimos días, consistente en dar más tiempo para poder contar con las primeras conclusiones del ensayo clínico que está conduciendo el Instituto de Salud Carlos III, para confirmar la hipótesis de que, en lugar de una segunda dosis de AstraZeneca, a estas personas se les puede inocular otra de Pfizer.

"Ampliar el intervalo permitirá disponer de más información para poder tomar una decisión que garantice la seguridad de la vacunación teniendo en cuenta el mejor conocimiento disponible", ha informado Sanidad en alusión al ensayo clínico con el que Darias espera que se genere la "evidencia científica" sin la que en los días pasados recordó que Francia, Alemania o Finlandia se han lanzado a inocular segundas dosis de Pfizer a personas que tenían una primera de AstraZeneca.

A lo largo de esta semana, la ministra también ha recordado lo que se está haciendo en Irlanda, que ha decidido ampliar el plazo entre una dosis y otra, justo lo que este viernes se ha decidido hacer en España, pasar de 12 a 16 se manas de intervalo. "España, al igual que Irlanda, y siguiendo el principio de precaución, opta así por esperar a tener más información de los estudios en marcha y de la experiencia de otros países", ha indicado Sanidad en una nota en la que ha subrayado que "en la Comisión de Salud Pública se ha puesto de manifiesto que todas las vacunas son efectivas para prevenir hospitalización y muerte. Lo importante es estar vacunado".

La ministra Darias ha logrado imponer su postura incluso por encima de la Ponencia de Vacunas, formada por expertos sanitarios del Ministerio, de las comunidades autónomas y de sociedades científicas, que normalmente son la base de las decisiones que se terminan tomando en relación con la inmunización frente a la Covid. 

En esta ocasión,  no ha sido así, porque lo que proponían los expertos era la vacunación con la segunda dosis de AstraZeneca continuara para las personas mayores de 40 años que ya han recibido la primera en lugar de esperar entre cuatro y seis semanas para ver si el ensayo clínico aconseja poner en su lugar una segunda dosis de Pfizer.

La Comunidad de Madrid se ha opuesto a esta solución y en la reunión ha insistido en eliminar el tope de edad para vacunar con AstraZeneca y dar el mismo trato a los menores de 60 que quienes tiene entre 60 y 69 años. 

Por su parte, Aragón se ha adherido a la propuesta de la Ponencia de Vacunas y el resultado de la Comisión de Salud Pública también va en contra de lo que defendía Castilla-La Mancha, seguir inoculando con la vacuna de la Universidad de Oxford.

Vacunación en el aire

La decisión deja en el aire durante un mes y medio más qué ocurrirá con el más de un millón de personas que en febrero empezaron a inocularse una primera dosis de AstraZeneca, antes de que se conocieran los episodios de trombosis que llevaron a suspender la vacunación con este suero entre los menores de 60 años.

Se trata de trabajadores de profesiones consideradas "esenciales", como agentes de policía, guardias civiles, militares, bomberos o profesores, algunos de los cuales quedarán obligados a extender la pauta de entre 10 y 12 semanas entre una dosis y otra que marca la ficha técnica de AstraZeneca porque los primeros en recibir su primera dosis -a mediados de febrero- deberían inocularse la segunda ya a partir de la semana que viene. 

Apoyando la posición de Darias que finalmente se ha impuesto en la Comisión de Salud Pública de este viernes, el director del CCAES, Fernando Simón, aseguró el lunes pasado que "las 12 semanas es el margen en principio para ponerla pero se puede extender un tiempo más, no hay problema por ponerla más tarde".

Sin embargo, esta posición también va en contra de la recomendación que hizo hace justo una semana la Agencia Europea del Medicamento (EMA), en un informe del que precisamente fue coponente Sol Ruiz, jefa de la división de Productos Biológicos, Terapias Avanzadas y Biotecnología de la Agencia Española del Medicamento.

La EMA pedía continuar vacunando con la segunda dosis de AstraZeneca y rechazaba extender más allá de las 12 semanas que empezarán a cumplirse ahora el periodo entre dosis y dosis.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento