Pfizer asegura que será necesaria una tercera dosis y el Gobierno estudia opciones para la revacunación en 2022

  • La farmacéutica constata que la inmunidad disminuye con el paso del tiempo y considera la revacunación.
  • ​De momento, en España están abiertas todas las "hipótesis" sobre si habrá que volver a vacunar a toda la población.
  • ​La UE también cuenta con ello y ya hace acopio de millones de dosis para los años 2022 y 2023.
  • DIRECTO | Últimas noticias de la evolución del plan de vacunación.
A Coruña Hospital Marítimo de Oza donde se retoma la vacunación con Astrazeneca a personas con edades comprendidas entre los 50 y los 55 años 24/03/2021 Foto: M. Dylan / Europa Press
A CoruñaHospital Marítimo de Oza.
M. Dylan

El proceso de vacunación avanza a ritmo constante para proteger este año a la población contra la Covid pero sin quitar los ojos en lo que sucederá el año que viene. De momento, sigue siendo una incógnita cuánto dura la inmunidad que proporcionan las vacunas, pero el Gobierno cuenta ya como hipótesis más probable que en 2022 será necesario volver a vacunar. Este miércoles, la primera certeza la ha dado el doctor Ugur Sahin, uno de los fundadores de la farmacéutica alemana BioNTech que ha desarrollado la vacuna de Pfizer junto con la farmacéutica estadounidense, que ha adelantado que será necesario recibir una dosis más de las dos que se están inoculando ahora de esta marca. Según ha dicho, se constata que a medida que pasa el tiempo se van perdiendo la protección y que por eso es necesario inyectar una tercera dosis "a los 9 meses, o como muy tarde al cabo de un año".

“La protección se va haciendo menor lentamente en el tiempo. Tenemos datos que indican que a los seis meses la protección ya no es del 95% sino del 91%, y a los ocho meses vemos que los anticuerpos que producen la protección merman claramente. Por eso necesitamos una tercera dosis para llevar la protección de nuevo cerca del 100%”, dijo Sahin en un encuentro con corresponsales extranjeros en Berlín.

De esta manera, el creador de la vacuna más inyectada en estos momentos en España ha empezado a resolver una de las grandes incógnitas que se abren a medida que avanza el proceso de vacunación. En el Gobierno gana enteros la previsión de que ese proceso no terminará en 2021 y que el año que viene será necesario 'revacunar', una teoría que también queda muy patente en las compras anticipadas que está haciendo la Comisión Europea en nombre de los países de la UE para asegurarse millones de dosis en los próximos años. Actualmente, negocia con Pfizer un nuevo contrato de 1.800 millones de dosis para 2022 y 2023.

Los cálculos del fundador de Biontech concuerdan con los que hacía el presiente de la Sociedad Española de Inmunología, Marcos López Hoyos, en una reciente entrevista con 20 Minutos. "Pensamos que alrededor de un año o algo más", apuntaba, aunque sin atreverse a asegurar si el año que viene habrá 'revacunacion' para toda la población o sólo para una parte.

En España no está claro aún como será la vacunación contra la Covid el año que viene, de modo que podría tratarse de un nuevo macroproceso para inmunizar de nuevo a toda la población o si se centrará solo en una parte, la más vulnerable o de mayor edad.

Estas son las "hipótesis" que permanecen abiertas, según apuntan en el Instituto de Salud Carlos III, el principal centro de investigación que asesora al Ministerio de Sanidad sobre la pandemia. Allí cuentan con que la pauta de la vacuna tendrá que continuar, por lo menos hasta que el coronavirus esté controlado de manera generalizada, y no solo en España, sino también en otros lugares cercanos como el continente africano.

De momento, por tanto, no hay una decisión tomada sobre si será toda la población o solo a una parte la que se revacunará, ni tampoco cuándo deberá hacerse. El Ministerio de Sanidad admite por ahora que se desconoce incluso cuántos meses de inmunidad tienen por delante una persona que ha pasado el coronavirus.

"Se desconoce la duración de la inmunidad", apuntó el Ministerio en un informe el mes pasado, donde apuntó que entre dos y tres meses después del primer pinchazo la "capacidad neutralizadora" empieza a descender, un 11,7% en casos asintomáticos y un 8,3% con sintomatología leve. "El significado de estas observaciones respecto a la pérdida de inmunidad protectora con el tiempo es aún incierto", indicaba el documento. 

Las cábalas en ese sentido se extienden también a la inmunidad que proporcionan las vacunas. Aunque en su ficha técnica queda constancia de que  las dos dosis de AstraZeneca no deben espaciarse más de 10 o 12 semanas, el Ministerio de Sanidad ha cambiado este criterio y asegura que la protección dura más tiempo y podría llegar hasta los cinco meses entre una y otra dosis.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento