Detenido en Tarragona un camarero y su cómplice por clonar tarjetas de los clientes

  • Las tarjetas de los clientes se pasaban por un aparato lector.
  • La información obtenida se trasladaba a Colombia para introducirlas en tarjetas vírgenes, que se usaban para hacer pagos en ese país.
  • La policía catalana ha podido imputar hasta ahora un total de siete casos a los dos detenidos, con movimientos de hasta 1.200 euros.
Uno de los detenidos aprovechaba su empleo de camarero para pasar las tarjetas de los clientes por un aparato lector que usaba para clonarlas.
Uno de los detenidos aprovechaba su empleo de camarero para pasar las tarjetas de los clientes por un aparato lector que usaba para clonarlas.
ARCHIVO
detenido al camarero de un restaurante del
Alt Camp, en Tarragona que, presuntamente, se aprovechaba de su puesto de trabajo para
clonar tarjetas de crédito de los clientes del establecimiento con la ayuda de una
segunda persona, que también ha sido arrestada.

Según ha informado la policía catalana,
Luis Roberth R.R., vecino de
Montblanc (Tarragona), de 31 años y nacionalidad venezolana, y
Andrés Ulises G.C., con domicilio en
Salou (Tarragona), de 31 años y origen colombiano, fueron detenidos los días 29 de abril y 2 de mayo, respectivamente.

Los dos detenidos están
acusados de diversos delitos de estafas bancarias y falsificación de moneda y objetos timbrados, ya que al parecer se dedicaban a clonar tarjetas con las que después se realizaban
transacciones económicas en Colombia. Según las mismas fuentes, los dos detenidos actuaban
de manera conjunta y con unas funciones definidas.

Así, Andrés Ulises G.C. era supuestamente el encargado de proporcionar el
aparato lector de las tarjetas y pagar
quince euros por cada una que clonaba a Luis Roberth R.R., quien aprovechaba su empleo de camarero en un restaurante de una localidad del Alt Camp para pasar las tarjetas de los clientes por el aparato.
A disposición judicial

Una vez leída la tarjeta y volcada la información en su ordenador, éste
facilitaba los datos a Andrés Ulises, que, a su vez, los pasaba a otras personas en Colombia para que pudieran introducirlas en
tarjetas vírgenes, que se usaban para hacer pagos en ese país.

La policía catalana ha podido imputar hasta ahora un total de
siete casos a los dos detenidos, con movimientos bancarios de hasta 1.200 euros, aunque no descarta que estén detrás de una veintena de duplicados ilícitos de tarjetas, todas en el restaurante donde trabajaba el camarero arrestado. Los detenidos han pasado
a disposición del juzgado de instrucción en funciones de guardia de Valls.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento