Un operario de la incineradora de Valdemingómez ha hallado sobre las 11.30 de este martes el cadáver de un bebé, según ha informado la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

De la investigación del caso se han hecho cargo el Grupo V de Homicidios de la Brigada Provincial de Policía Judicial y la Brigada de Policía Científica.

Será la autopsia la que determine si la criatura nació viva o no y en su caso, las causas de la muerte, según han apuntado desde el Grupo V de Homicidios.

Otro cadáver hace un mes

Hace justo un mes, el 28 de marzo pasado, apareció en la incineradora de Valdemimgómez el cuerpo de otro recién nacido, y hace un año, un tercero en una cinta transportadora de la misma planta.

El 18 de marzo de este año también fue hallado el cuerpo sin vida de un recién nacido en un armario del domicilio de sus padres, en el distrito de San Blas. La madre de la criatura fue detenida y fue puesta en libertad provisional tras permanecer un tiempo en prisión.

En los últimos dos años han sido detenidas en Madrid cuatro mujeres por matar supuestamente a sus recién nacidos.