Sucesos.- Detenido un hombre tras hacer para a un coche en medio de la V21 y romperle la luna de un puñetazo

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un conductor que supuestamente obligó a frenar a otro en medio de la V21, tras molestarse porque había tardado unos minutos en emprender la marcha al ponerse un semáforo en verde, y que presuntamente fracturó de un puñetazo la luna delantera del vehículo que conducía la víctima.
LA POLICÍA NACIONAL DETIENE A UN HOMBRE TRAS FRACTURAR LA LUNA DE UN VEHÍCULO EN UNA DISCUSIÓN DE TRÁFICO
LA POLICÍA NACIONAL DETIENE A UN HOMBRE TRAS FRACTURAR LA LUNA DE UN VEHÍCULO EN UNA DISCUSIÓN DE TRÁFICO
POLICÍA NACIONAL

Según ha informado la Jefatura Superior en un comunicado, los hechos ocurrieron sobre las 19.00 horas del lunes cuando agentes que realizaban labores de prevención fueron alertados por la Sala del 091 para que se dirigieran a la Avenida de Cataluña de València, a la altura de la rotonda del Mirador, donde al parecer un requirente manifiesta haber tenido un problema por una discusión de tráfico.

Los policías acudieron al lugar donde localizaron a los implicados en la discusión de tráfico y averiguaron que, unos minutos antes, ambos vehículos se encontraban en un semáforo de la localidad de Port Saplaya para acceder a la autovía V21 y, al parecer, al cambiar el semáforo a verde, uno de ellos tardó en ponerse en marchar por lo que el otro tocó el claxon.

Una vez se encontraban en la autovía, este último presuntamente comenzó a darle las luces largas, e inmediatamente después le adelantó y frenó bruscamente, haciendo que también tuviera que parar en medio de la carretera, con lo que llegó a detener la circulación de ambos carriles.

Una vez parados, el sospechoso se apeó del coche, comenzó a gritar y supuestamente dio un puñetazo al vehículo de la víctima, que le fracturó la luna delantera. Este conductor, asustado, esquivó al hombre y emprendió la marcha de nuevo hacia València mientras su acompañante llamaba a la Policía.

Al llegar a la rotonda del mirador, se dio cuenta de que había sido seguido por el sospechoso aunque inmediatamente llegó la Policía. Tras conocer que el arreglo de la luna superaría ampliamente los 500 euros, los agentes detuvieron al sospechoso como presunto autor de un delito de daños y otro contra la seguridad vial. El detenido, de 45 años, nacionalidad eslovaca y sin antecedentes policiales, ha pasado a disposición judicial.

Comunidad Valenciana

Mostrar comentarios

Códigos Descuento