Lío con la vacunación de enfermos de cáncer: "Nos citan para AstraZeneca y una vez allí nos echan para atrás"

Puesto de vacunación contra la Covid en el Wizink Center de Madrid.
Puesto de vacunación contra la Covid en el Wizink Center de Madrid.
Jorge París

Julio Neila tiene 63 años. Según la estrategia de vacunación del Ministerio de Sanidad, por edad le correspondería ser inoculado contra el coronavirus con el antídoto de AstraZeneca pero el cáncer de pulmón que padece le sitúa entre quienes deberían recibir vacunas de ARN mensajero -Pfizer y Moderna- o en su defecto la de Janssen. La citación que le llegó para ser vacunado el sábado no tuvo en cuenta sin embargo su patología y tras desplazarse hasta el Hospital Puerta de Hierro de Majadahonda, en Madrid, regresó a casa sin la inyección puesta; una circunstancia en la que también se han visto otros enfermos oncológicos.   

El caso de este hombre, con un tumor en estadio IV y en tratamiento con quimioterapia, enfada especialmente a sus familiares porque este era el segundo aviso que le mandaban desde la Consejería de Sanidad. En una primera ocasión fue instado a acudir al Wanda Metropolitano pero, conocedora de los protocolos, su hija Laura se puso en contacto con Atención al Paciente para  aplazar la cita. Por eso, cuando el jueves pasado recibieron un nuevo mensaje, supusieron que el error había sido subsanado y que esta vez sí había llegado el momento, más aún cuando el lugar elegido había pasado a ser su centro asistencial. Pero se equivocaron. 

"Me dijeron que habían trasladado los datos de mi padre para que le incluyesen en la lista de pacientes oncológicos pero volvieron a citarnos para la vacunación con AstraZeneca y una vez allí nos echaron para atrás. No fue vacunado", denuncia la joven. "Entiendo que el sistema es complejo y que se produzcan fallos en la citación pero, después de dar el aviso, deberían solucionarse", manifiesta y recuerda asimismo lo arriesgado que resulta que personas inmunodeprimidas se desplacen "allí donde existe una alta probabilidad de contagios". "La salud de estos pacientes se encuentra, en muchos casos, muy deteriorada y tienen una esperanza de vida muy corta como para que estén jugando con nuestras ilusiones", sentencia.

La vivencia de esta familia es similar a la de otras con las que también ha hablado 20minutos pero que no quieren ser identificadas. Miguel Ángel por ejemplo, que prefiere dar solo su nombre, no lo ha sufrido directamente pero sí fue testigo de ello. Este hombre estuvo el martes pasado una hora en la cola del estadio del Atlético hasta llegar a un primer filtro en el que escuchó cómo el personal encargado anunciaba a los que iban entrando que "quienes tuvieran problemas oncológicos" no podían seguir. "Una persona que llevaba esperando el mismo tiempo que yo ya no continuó", relata y deduce que no era el primer caso: "Si lo avisan de esa manera es porque son conscientes de que se está citando a gente que no se debe citar". 

Personas "de muy alto riesgo"

La última actualización de la estrategia de vacunación establece que a los ciudadanos de entre 56 y 65 años -ampliado a 69 el día 8 de abril- se les suministrarán viales de la farmacéutica británica. Sin embargo los mayores de 16 considerados de muy alto riesgo serán equiparados a los que se sitúan en la franja que va de los 70 a los 79 años, para quienes están reservados los otros tres fármacos aprobados hasta el momento por las autoridades europeas. 

"Entiendo que el sistema es complejo y que se produzcan fallos pero, después de dar el aviso, deberían solucionarse"

En ese grupo hay pacientes de diferentes patologías y entre ellos se estima que unos 170.000 con cáncer. La Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) resume que son aquellos en tratamiento de quimioterapia o radioterapia o que tienen un tumor en estado avanzado o metastásico. El documento de Sanidad también apunta a que estas personas puedan ser atendidas en "los centros asistenciales a los que acuden de manera regular", por lo que, según la SEOM, es "fácil captar a estos pacientes".

La utilización de vacunas de ARNm con este colectivo tiene como finalidad  "alcanzar la mayor protección en un periodo de tiempo menor". La de Janssen por su parte tiene la ventaja de ser monodosis. Siendo esa la prioridad, el texto apostilla que "pueden recibir cualquier otra vacuna disponible, en función del contexto de la pandemia y de las evidencias", pero en la práctica esto está quedando descartado. De hecho, a preguntas de este diario, la Consejería de Sanidad madrileña apunta que a aquellos con condiciones de riesgo se les inyectará una vacuna de ANRm, a lo que añaden que se hará en "el centro hospitalario que atienda su patología". 

Sobre los fallos que se han registrado a este respecto, las mismas fuentes no descartan que se haya producido "algún incidente debido a la envergadura del proceso de vacunación y todos los recursos que se movilizan para este fin". "Estamos trabajando para mejorar día tras día los canales de información con la ciudadanía", aseguran. Eso es lo que ciudadanos como Laura o Miguel Ángel pretenden contando su vivencia, que el sistema mejore y que a otros no les suceda lo mismo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento