Aragonès avisa en su investidura fallida de que rechazará "tutelas"

  • El candidato a presidir el Govern ha advertido a JxCat y Puigdemont de que el ‘president’ es "insustituible".
  • Desde Junts han afirmado que no pretenden tutelarle y han mostrado "predisposición" para llegar a un pacto.
  • El líder de ERC no ha logrado ser elegido presidente de la Generalitat en segunda vuelta porque JxCat se ha abstenido.
  • Se abre un periodo de dos meses para alcanzar un acuerdo, y si no se logra, habrá elecciones en julio.
Pere Aragonès en el debate de investidura de este martes.
Pere Aragonès en el debate de investidura de este martes.
ACN

Que el candidato de ERC a la presidencia de la Generalitat, Pere Aragonès, no lograría este martes ser investido en segunda vuelta ya era sabido, después de que el lunes JxCat comunicara que se abstendría en la votación. Sin embargo, el líder republicano ha hecho una demostración de fuerza y ha desoído la petición de Junts de suspender el pleno de investidura en el Parlament por poco útil. Además, ha usado la sesión en la cámara catalana para advertir a esta formación de que para obtener su apoyo, no se dejará tutelar por el Consell per la República que lidera Carles Puigdemont.

Como en la primera votación, la del pasado viernes, Aragonès se ha quedado sin el ‘sí’ de los 32 diputados de JxCat al abstenerse este grupo, con lo que el resultado volvió a ser el mismo que ese día. Solo ha obtenido 42 votos a favor de ERC y la CUP, mientras que ha recibido 61 en contra de PSC, Vox, En Comú Podem, Ciutadans y PPC. Así, no ha alcanzado la mayoría simple necesaria para ser presidente de la Generalitat, con lo que se ha activado el reloj hacia unas posibles nuevas elecciones en Cataluña. Para evitarlas, hay un plazo de dos meses para intentar un acuerdo que permita una investidura, pero si llegado el 26 de mayo no se consiguiera, se convocarían nuevos comicios automáticamente en julio.

Ha sio en el discurso de apertura del pleno cuando Aragonès ha avisado a Junts y Puigdemont de que no aceptará "tutelas", porque el presidente de la Generalitat es "insustituible". Así, se ha desmarcado del papel que inicialmente adoptó el 'expresident' Quim Torra, que reconoció al exmandatario fugado en Bélgica como "presidente legítimo".

El líder de Esquerra ha afirmado que hay que reconocer todos los espacios del independentismo dentro de Cataluña y fuera, en referencia al Consell per la República, cuyo papel es uno de los principales escollos en la negociación con JxCat. Sin embargo, ha subrayado que se debe poner en valor el liderazgo de las instituciones catalanas, como el Parlament, el Govern y su presidente, que tienen "una responsabilidad indelegable e insustituible".

A pesar de estas advertencias, Aragonès ha tendido la mano a Junts para seguir negociando, aunque ha apuntado no ver "motivos suficientes" para que no hayan apoyado su investidura este martes mismo y les ha pedido que no mantengan el bloqueo "por tiempo indefinido". "Las urgencias del país son muchas", ha dicho.

En su discurso, también ha apuntado que el independentismo tiene ahora fuerza para afrontar la negociación con el Estado, porque superó por primera vez el 50% de los votos en las elecciones catalanas. Por ello, ha pedido buscar una estrategia conjunta para conseguir que los presos y "exiliados" del procés sean libres, y que los catalanes puedan decidir si quieren una Cataluña independiente.

También ha reconocido que el 1-O no consiguió movilizar a los votantes del ‘no’, ni contrarrestar la "ofensiva" del Estado, y que no tuvo suficiente reconocimiento internacional. Por este motivo, ha apostado por un nuevo referéndum, para lo que ha subrayado la necesidad de trabajar para "hacer crecer el independentismo".

La diputada Gemma Geis ha sido la encargada de JxCat de responder a Aragonès, ante la ausencia del presidente del grupo, Albert Batet, confinado por ser contacto estrecho de un positivo por Covid-19. Ha asegurado que ni desde Junts ni desde "el exilio" pretenden imponer una "tutela" al líder de ERC, y que siempre tendrán "predisposición" para el acuerdo, aunque ha reclamado "flexibilidad" al candidato republicano. Por otro lado, ha criticado el preacuerdo entre Esquerra y la CUP para la investidura, pues ha dicho que Junts no se siente "representado", pese a tener más peso parlamentario que los anticapitalistas.

Por su parte, el líder del PSC, Salvador Illa, ha augurado que, si es investido, Aragonès será un "presidente vicario al dictado de un inexistente y ficticio Consell per la República", rehén de Puigdemont y de los "antisistema". Si no lo es, en su opinión "habrá sido víctima de una innecesaria humillación y Cataluña continuará sin el gobierno sólido y estable que necesita". Illa también se ha ofrecido a "abrir una nueva etapa" para no "repetir un fracaso".

El líder de Vox, Ignacio Garriga, ha replicado a Aragonès mientras diputados soberanistas exhibían carteles con mensajes antifascistas y le ha tachado a de ser "el títere de Junqueras, como Borràs del huido Puigdemont". También de hacer de la investidura una lucha de poder y no preocuparse por el conjunto de intereses de los catalanes. Garriga ha apostado por "liderar la reacción nacional en Cataluña".

Desde la CUP, la portavoz del grupo en el Parlament, Eulàlia Reguant, ha advertido a ERC y JxCat de que está en sus manos que la legislatura no sea "la del embate de la gente contra el Govern". También ha dicho que "la hoja de ruta independentista" no puede quedar "aislada de las necesidades sociales de los ciudadanos".

Por su parte, la líder de los comuns, Jessica Albiach, ha lamentado que Junts y ERC centren su disputa no en la crisis social, económica y sanitaria, sino en la lucha partidista por "el poder". Ha afirmado, asimismo, que existe la alternativa de un Govern de izquierdas.

El presidente de Cs, Carlos Carrizosa, ha avisado a Aragonès de que si es investido con los votos de JxCat y CUP será "rehén de una escalada radical", y el del PPC, Alejandro Fernández, ha dicho a ERC y Junts que "va siendo hora de que rompan el cordón umbilical" con Puigdemont.

Montero urge a desbloquear el Govern

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha urgido a desbloquear la situación en Cataluña y a que "pase ya este proceso de interinidad" para dar respuesta "a todos los problemas y desafíos" de esta comunidad, como la lucha contra la pandemia y la revitalización de la economía. 

Ha recordado, además, que el Ejecutivo ha tenido sobre la mesa "una agenda para el reencuentro, para el diálogo" con el Govern, que quedó truncada por la necesidad de centrar los esfuerzos en la Covid.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento