Acto de promesa de los nuevos ministros de Zapatero
Acto de promesa en el Palacio de la Zarzuela de los nuevos ministros de Zapatero. Manuel H. de León / EFE

Apenas unas horas después de que José Luis Rodríguez Zapatero anunciara sus nuevos cambios en el Gobierno, los recién llegados al Ejecutivo (Manuel Chaves, Ángel Gabilondo, Trinidad Jiménez, Ángeles González-Sinde y José Blanco) así como Elena Salgado, que cambia la cartera de Administraciones Públicas por la vicepresidencia económica y el Ministerio de Economía y Hacienda, han prometido este martes sus cargos ante los Reyes en el Palacio de la Zarzuela.

Trinidad Jiménez: "Yo decía que alguna vez me tocaría"

En una ceremonia iniciada a las 18.00 horas, ha ejercido como notario mayor del Reino el titular de Justicia, Francisco Caamaño, quien hace un mes y medio tomó posesión de su cargo y que ha sido el encargado de dar fe del ofrecimiento solemne de sus compañeros de Gabinete, en presencia también de Zapatero.

La primera en prometer su cargo fue Salgado, seguida de Chaves, Blanco, Gabilondo, González-Sinde y Jiménez. Todos ellos leyeron el texto de la promesa excepto Blanco, que lo dijo de memoria, con la mano derecha sobre un ejemplar de la Constitución, abierto en el título cuarto -del Gobierno y de la Administración-, artículo 199. Y es que todos, como viene ocurriendo con casi todos los miembros del Gobierno socialista, han optado por la fórmula de la promesa, y no por el juramento.

Zapatero y Blanco se dieron un efusivo abrazo

En la misma mesa, cubierta con un terciopelo rojo, en la que estaba la Carta Magna, había una edición de la Biblia, que data de tiempos de Carlos IV, que mostraba el capítulo 30 del Libro de los Números, que reza sobre el voto y el juramento, y un crucifijo de plata sobredorada.

La anécdota, siempre hay una en este tipo de actos, la protagonizó Trinidad Jiménez,  que llegó a decir a los Reyes en el saludo final: "Yo decía que alguna vez me tocaría", en referencia a que esperaba algún día ocupar alguna cartera ministerial. Entre los saludos, el más destacado fue el efusivo abrazo que se dieron Zapatero y Blanco.

Poco color en la foto oficial

Fue el momento previo a la foto oficial del acto en el que sólo la Reina, con un traje de chaqueta blanco, y Elena Salgado, con otro traje rosa, pusieron algo de color claro a la imagen ya que el resto apostó para la ocasión por tonos oscuros. Jiménez vistió un traje negro mientras que González-Sinde lució un vestido de tono grisáceo. Los hombres no faltaron a su cita con el tradicional traje y sólo las corbatas les dieron un toque de color.

Poco después, los ministros tomarán posesión de su nuevo cargo en sus diversos Ministerios y este miércoles estarán presentes ya en la reunión del Consejo de ministros que se celebrará en el Palacio de la Moncloa.