Italia empezará a producir la vacuna rusa: por qué esto acerca todavía más el uso de la Sputnik en la UE

  • Moscú y Roma han acordado la producción de 10 millones de dosis para finales de año.
  • La EMA sigue con su estudio preliminar sobre el fármaco ruso y la Comisión mantiene la cautela.
Detalle de un frasco que contiene la vacuna rusa Sputnik contra la Covid.
Detalle de un frasco que contiene la vacuna rusa Sputnik contra la Covid.
EFE

Cada día que pasa la vacuna rusa está más cerca de emplearse en la Unión Europea. De hecho, Moscú ha firmado un acuerdo con la compañía farmacéutica con sede en Suiza Adienne para producir la vacuna Sputnik contra la Covid en Italia. El objetivo es producir unos 10 millones de dosis antes de final de año. Este paso es uno más de cara a que el fármaco pueda empezar a inocularse en territorio europeo.

¿Por qué? Porque ya se están cumpliendo dos condiciones de la Comisión Europea para el uso de una vacuna dentro de sus fronteras. La EMA se encuentra realizando los estudios preliminares sobre la Sputnik, y ahora el fármaco va a empezar a producirse dentro de la UE, algo que también pide la Comisión para que sea viable. De momento, no hay mucho más, y el Ejecutivo comunitario mantiene la cautela. "Repetimos lo mismo, no miramos las vacunas por países, sino por efectividad", explican fuentes consultadas por 20minutos.

La postura de la Comisión se queda ahí. Esta misma semana -el 11 de marzo- está previsto que la EMA apruebe la cuarta vacuna en la UE, la de Janssen, que cuenta con la ventaja de que es de una sola dosis, por lo que se podrá acelerar el ritmo de vacunación. La Agencia, de momento, no es muy optimista con la vacuna rusa, tal como expresó una funcionaria, que comparó el uso de la Sputnik es "como jugar a la ruleta rusa".

Por ahora la UE cuenta con tres vacunas: Pfizer, Moderna y AstraZeneca. Hasta el momento, los países 27 han recibido 52 millones de dosis de vacunas contra el coronavirus, de las cuales se han administrado 29 millones (55,77%). Hay que recordar que a pesar de haber centralizado la compra y la distribución bajo la Comisión, hay Estados miembros que ya están usando la Sputnik, como es el caso de Hungría, y otros como Polonia y República Checa se lo están planteando. Además, Austria y Dinamarca buscan acuerdos con Israel.

Mientras tanto, la UE mantiene en vilo su conflicto con AstraZeneca y este lunes Ursula von der Leyen avisó de que la compañía no podría exportar vacunas fuera de la Unión hasta que no cumpla con lo firmado con la Comisión Europea. Esto se da después de que la farmacéutica comunicase que va a reducir a la mitad las dosis previstas para el segundo trimestre (90 millones de dosis en lugar de 180). El mecanismo para impedir las exportaciones ya lo ha estrenado Italia, impidiendo el envío de 250.000 dosis a Australia.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento