Inventan un escritorio a prueba de balas para proteger a los alumnos cuando se produzca un tiroteo en un instituto

El escritorio preparado para un tiroteo en un colegio
El pupitre preparado para un tiroteo en un colegio.
YOUTUBE
El pupitre preparado para un tiroteo en un colegio.
Defend Our Children - YOUTUBE

Estados Unidos y su polémica ley de armas, donde es medianamente sencillo comprar una pistola, tiene importantes repercusiones. Una de las más importantes son los tiroteos en los colegios e institutos, que por desgracia se producen con cierta frecuencia. 

Los motivos suelen ser siempre muy similares. Un estudiante que sufre acoso escolar por parte de un grupo de alumnos, se harta y un día decide coger el arma de su padre, llevarlo al centro y abrir fuego contra ellos y todo el que se ponga en su camino. 

A pesar de que existen protocolos y se realizan simulacros de como actuar cuando algo así sucede, tanto para profesores como para alumnos, en muchas ocasiones no son del todo efectivos. Sin embargo, Todd y Donald Drummond, padre e hijo, decidieron que se podía hacer algo más para proteger la vida de los alumnos y docentes.

El padre, que trabajó cuatro años como oficial de investigación y escuela en el condado de Hancock, vivió un tiroteo en 2018 en el que murieron 17 personas y se prometió intentar evitar que eso volviese a suceder. Por ello crearon el Defender Safe Space Desk, un escritorio en el que fácilmente te puedes meter debajo y encerrarte. 

Está hecho a prueba de balas y significa tener un lugar seguro donde meterte si algo así sucede: “Los materiales balísticos son como una red, es como el receptor de una bala. Está diseñado para resistir el impacto similar al de una bola de boliche que lo golpea a 90 kilómetros por hora”, explica Todd Drummond.

Además, explica como decidieron llegar hasta este proyecto de escritorios a prueba de balas: “Revisamos la historia sobre qué pasó en un tiroteo escolar: la mayoría de los niños corrían sin rumbo buscando un lugar para esconderse, asustados, con pánico. Al mismo tiempo, si les disparaban o les perseguía un intruso, no tenían opción”.

Debido al material con el que está fabricado, el precio de cada escritorio a prueba de balas es de 1.500 euros, a pesar de que sus creadores tienen un proyecto benéfico en marcha llamada 'Defiende a nuestros niños' con la que pretenden financiar los pupitres para después donarlos a los centros que no puedan pagarlos. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento