Nave espacial del proyecto
Imagen de la nave donde los voluntarios pasarán tres meses aislados. ESA

El próximo día 31 de diciembre seis voluntarios emprenderán un falso viaje a Marte bajo la tutela de la Agencia Espacial Europea (ESA) y el Instituto Biomédico Ruso.

Se trata de un experimento que tratará de reproducir exáctamente la vida a bordo de una nave interplanetaria durante 105 días con el fin de aplicar sus resultados a la misión definitiva de 520 días que se realizará hacia el planeta marciano, según informa la BBC.

 

La tripulación no tendrá ninguna comunicación con el mundo exterior
La diferencia de la operación que comienza el próximo martes con la definitiva es que, en la primera, el pequeño contenedor de metal en el que seis hombres permenecerán encerrados no se moverá de las instalaciones de la ESA.

 

La prueba no es sencilla: los participantes  -dos cosmonautas rusos, un entrenador deportivo y un médico de la misma nacionalidad; un piloto civil francés y un ingeniero militar alemán- no tendrán ninguna comunicación con el mundo exterior durante los tres meses que dure su aislamiento.

Además llevarán varios  monitores electrónicos conectados a varias partes del cuerpo y se alimentarán de comida para bebés congelada y barras de cereales.

Desde fuera, una sala de control seguirá cada uno de sus movimientos.

Los seis astronautas de pega que se someterán a este 'Gran Hermano' extremo  cobrarán por su hazaña unos 6.000 euros al mes.

 

Un vuelo a Marte puede fracasar si no se estudia antes el problema del aislamiento
Según el ingeniero militar alemán Oliver Knickel, que participa en el proyecto, "es probable que un vuelo a Marte fracase si no se estudia el grave problema del aislamiento". 

 

El interior de su nueva casa tiene, como únicos lujos, una televisión plana grande. Las habitaciones para dormir son muy pequeñas. 

Cada voluntario podrá llevar una maleta de objetos personales que incluyen música, DVD y juegos como ajedrez. 

Si todo funciona bien, otra tripulación de pega será encerrada el próximo año por un total de 520 días.