Consultorio de Psicología: "Empiezo a sentirme fatal por las restricciones, las tengo que cumplir, pero me afecta"

Una mujer con gesto de angustia.
Una mujer con gesto de angustia.
CANVA

Ya puedes leer aquí la nueva entrega del consultorio de Psicología con el que 20minutos pretende ayudar a resolver las dudas y dificultades que puedan tener los lectores (con los amigos, la pareja, la familia, en el trabajo...).

Para plantear tu problema escribe un correo electrónico a consultoriopsicologia@20minutos.es. Aquí tienes las respuestas que ha dado a las cuestiones de esta semana nuestra experta, Mª Jesús Álava Reyes.

Cuidando a las suegras

PREGUNTA Soy una mujer divorciada y vuelta casar hace 4 años; en mi pasado matrimonio pasé por la dura situación de tener que convivir con la madre de mi entonces esposo y la señora tenía problemas mentales que nunca me creí, más bien era más confortable convertirse en una carga que desgraciadamente me pusieron a mí.

Me enamoré de otra persona y me casé, y también su madre vive con nosotros, con el detalle de que está sana y fuerte, pero no se atiende a sí misma, y otra vez estoy sirviendo a una persona que no lo necesita solo por que está sumida en una depresión porque su esposo la dejo por otra más joven.

Mi pareja no quiere ver que nos está fastidiando el matrimonio, porque yo ya no estoy dispuesta a seguir esa misma vida.

RESPUESTA DE LA EXPERTA La primera experiencia probablemente está condicionando, al menos en parte, la vivencia de su situación actual; pero está claro que usted no es la hija de su suegra ni la responsable de la situación que está viviendo actualmente ella.

Comente a su esposo el tema con absoluta franqueza; plantéele que no puede pretender que usted sea la terapia ocupacional de su madre, que si su madre necesita ayuda es ayuda profesional; que la vea su médico de atención primaria y la remita a Salud Mental.

Dígale que si cierra los ojos y no actúa lo hace por comodidad, pero que con su actitud demuestra egoísmo hacia usted e inmadurez en relación al tema de su madre. Dele un plazo de tiempo determinado (no más de un mes) para que esta situación cambie y su madre no esté con ustedes y dígale que si él no lo toma en serio es posible que pronto se encuentre en que él será la única compañía de su madre, pues usted no seguirá en estas circunstancias.

Resulta crucial que le transmita su determinación, para que él pueda reaccionar. De lo contrario, cuanto más tiempo pase más quemada se sentirá usted, más afincada su suegra y más acomodado su marido.

Hija rebelde

PREGUNTA Tuve a mi hija con 20 años y cuando ella tenía 2 años (ahora tiene 20) su padre nos abandonó. Cuando ella tenia 10 años rehice mi vida y me casé con mi actual pareja, con el que tuve otro hijo que hoy tiene 9 años. El se hizo cargo de todo y tuve otro hijo que hoy tiene 9.

El problema es que siempre fui muy permisiva con mi hija. Al principio de la cuarentena le permití que su novio se quedara en casa los fines de semana. A finales de 2020 se fue de casa porque dice que no  quiere a mi pareja.

Pasaron 20 días y su suegra me llamó preguntándome qué íbamos a hacer. Le dije que la comentara que no la quiere en su casa, porque si no era así ella no iba a volver conmigo. Ha vuelto y ahora no les dejo quedarse a dormir a ninguno de los dos.

Y está enfadada, me dice todo el tiempo que son sus decisiones.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Está actuando correctamente. De hecho, su hija necesita claramente límites y normas muy precisas. Tiene 20 años pero vive en su casa y las normas las ponen ustedes.

No admita esas broncas constantes, no caiga en sus provocaciones y dígale que hay temas que no son negociables y este es uno de ellos. Coméntele que si vuelve a sacar la conversación, usted no contestará.

Es difícil no caer en sus provocaciones, pero es crucial para que su hija asuma que no tiene nada que hacer con este tema, y que los 20 años también implican responsabilidades, y no solamente derechos.

De todas formas, si tiene dudas, la lectura de algún libro como 'Qué hago con mi vida. De la revolución de los 20 al dilema de los 30' le podrá ser de gran ayuda. Es un libro que acaba de salir y está coordinado por Ángel Peralbo y editado por @esferalibros.

No devuelve deuda

PREGUNTA Mi hermana ha estado enferma con covid, pero ya está muy bien. Durante su enfermedad y confinamiento yo la hacía algunos recados, ella me decía que ya haríamos cuentas, pero hasta hoy. No estoy muy bien económicamente. Me siento manipulada y estoy muy triste.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Estos problemas de comunicación son muy frecuentes. Es posible que su hermana no sea consciente de que tiene esa deuda pendiente con usted, y que es un tema importante en su economía familiar; aunque también es muy posible que esté haciéndose la despistada y abuse de su buena voluntad, sabiendo que le cuesta reclamar ese dinero que usted adelantó.

Lo mejor es que, con toda la tranquilidad de que sea capaz pero también con mucha firmeza, le dé un papel donde escriba todos los gastos y la suma final que le debe, y le diga que ha estado encantada de ayudarla y lo seguirá haciendo, pero el tema económico debe dejarlo resuelto cuanto antes.

Coméntele que entiende que con su enfermedad quizás se le haya olvidado, pero hoy, hoy insisto, precisa que le devuelva el dinero. No admita excusas, ni demoras. No es usted quien tiene que pasarlo mal por reclamar algo que es suyo; es su hermana la que está siendo poco considerada con usted. En definitiva, haga el escrito y no dé ninguna opción que no sea cobrar la deuda de inmediato.

Castigado sin sexo

PREGUNTA Mi mujer ha decidido castigarme sin sexo. Así de claro. Y solo porque llevamos una etapa mal. Pero lo curioso es que en el carácter todo va bien, no sé si me explico. Es encantadora, con su entorno y también conmigo, encantandora de palabra.

Es cuando quiero ir más allá -en un plano el sexual importante para la pareja, también para ella como me ha reconocido- cuando me rechaza, y yo lo estoy viendo como una contradicción. Aún no lo he hablado con ella, pero estoy muy desconcertado. Ella tiene 52 años y yo 48. Gracias.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Sin duda es un tema importante y delicado, pero lo mejor que puede hacer es abordarlo directamente con su mujer. Es posible que ella esté pasando una mala etapa, quizás tenga problemas hormonales (premenopausia…) y no le apetezcan nada las relaciones sexuales, pero sólo abordando el tema con claridad, serán capaces de superarlo.

En muchos casos es importante consultarlo con su ginecólogo/a; en otros, es un tema donde pueden recibir ayuda psicológica, pero lo que no tiene sentido es dejar que esta situación esté erosionando su relación.

Fatiga pandémica

PREGUNTA Llevo una época muy irritada por las restricciones, siento que me falta el aire de verdad, y lo achaco al covid y a todo lo que conlleva. No estoy enferma, ojo, no tengo el virus, pero siento mucha destemplanza, irritabilidad, ira.

Empiezo a sentirme fatal por las restricciones, sé que las tengo que cumplir, pero me siento muy mal. No sé si me puede aconsejar para sobrellevar todo esto.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Sin duda está siendo una etapa muy difícil. Las restricciones se han alargado muchísimo en el tiempo, y aún no se ve en el horizonte el final de esta situación.

Esa especie de fatiga pandémica que nos describe está siendo muy habitual. La incertidumbre y la impotencia ante la realidad que vivimos hace que muchas personas reaccionen con frustración e irritabilidad.

Como esto aún va a durar, no es un tema de mentalizarse sin más; conviene que trabaje su regulación emocional y su capacidad para vivir con más ánimo, motivación e ilusión cada día. La mejor forma es poner la mente a su favor y pasar a la acción. Aunque ahora le parezca difícil, no dude que lo puede lograr.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento