El cambio físico de Josep Santacana, ex de Arantxa Sánchez Vicario

  • El empresario está harto de los problemas derivados del enfrentamiento que mantiene con la madre de sus hijos.
Arantxa Sánchez Vicario y su exmarido, en una imagen de 2016.
Arantxa Sánchez Vicario y su exmarido, en una imagen de 2016.
©GTRESONLINE

Siguen casados. Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana todavía no han recibido el fallo de la Audiencia Provincial de Barcelona que podría anular la sentencia de Esplugues que determinaba la disolución de su matrimonio y que facilitaría que el asunto se dirimiera en Miami. Una situación que favorecería a la extenista, que podría iniciar una guerra judicial sin precedentes para recuperar un patrimonio que, sostiene, fue dilapidado en contra de su opinión.

Insiste en que fue víctima involuntaria de una mala gestión que pudo haberla llevado a la ruina. Tanto es así que ha referido serios problemas para poder mantener el alto nivel del que disfrutó durante los años de bonanza. No hay visos de reconciliación ni de entendimiento, a pesar de que Santacana ha intentado poner orden y concierto.

Además, 20minutos ha podido saber que Josep está sobrepasado después de años de litigio. El empresario está harto de los problemas derivados de este enfrentamiento con la madre de sus hijos; confirman que el estrés ya le ha pasado factura. Tanto, que su cambio físico es evidente: ha perdido mucho pelo y peso. Eso sí, sigue contando con el apoyo de Raquel, la mujer que le ha demostrado estar a su lado en los momentos más complicados, incluso cuando todo parecía haber saltado por los aires.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento