Cataluña organiza simulacros para testar la seguridad de las elecciones del 14-F

Una mujer votando este miércoles en la simulación del 14-F en la Masia Freixa de Terrassa.
Una mujer se baja la mascarilla para demostrar su identidad, este miércoles en la simulación del 14-F en la Masia Freixa de Terrassa.
ACN

Cataluña continúa preparándose para las elecciones de este domingo, 14 de febrero, que estarán marcadas por la pandemia del coronavirus. Por ello, diferentes municipios están organizando simulaciones para testar el correcto funcionamiento de los protocolos de seguridad sanitaria.

La Masía Freixa de Terrassa ha sido uno de los puntos que ha servido de banco de pruebas. Este miércoles, el conseller de Acción Exterior, Bernat Solé, ha asistido a la simulación que ha organizado el Ayuntamiento de Terrassa y en que han participado unos cuarenta voluntarios. 

En la acción se ha escenificado la constitución de dos mesas, con presidente y dos vocales, y donde se ha representado tanto el voto de ciudadanos en general como de aquellos diagnosticados de Covid-19. Por este motivo, los miembros de mesa se han tenido que vestir con la indumentaria reglamentaria. 

Los voluntarios se han concentrado en las 8.30 horas en el parque de Sant Jordi, donde se encuentra la Masía Freixa, y que será sede electoral el próximo domingo. Los 40 participantes, todos voluntarios, han seguido las instrucciones para repartirse los papeles de la simulación, entre miembros de mesas y votantes.

El simulacro, paso a paso

La constitución de mesas se ha hecho confirmando la presencia de los designados por sorteo. La organización de los puntos de votación es diferente al de las anteriores citas electorales, dado que presidente y vocales se han situado separados en mesas independientes, y utilizando mascarillas FFP2 y una pantalla facial protectora, todo ello después de tomarles la temperatura.

Afuera, personal de Cruz Roja se ha encargado de organizar las colas, garantizar la distancia entre los participantes e ir cediendo en el interior del colegio electoral para garantizar la mínima presencia de personas en el edificio. Adentro, el procedimiento arranca con el gel hidroalcohólico y posterior recogida de papeleta y sobre, para pasar a continuación a la mesa.

Allí, el votante tiene que mostrar su DNI sosteniéndolo con distancia suficiente, a pesar de que hay la opción de dejarlo en una bandeja, y el vocal o el presidente de mesa puede pedir que el elector se baje la mascarilla para comprobar que la foto del documento y la persona concuerdan. La salida se hace por una puerta diferente a la de entrada, evitando, así, encontradas frente a frente entre votantes.

Otro de los elementos que diferencian esta jornada es la utilización de trajes y guantes de protección entre las 19.00 y las 20.00 h, cuando es recomendable que vayan a votar las personas confinadas o contagiadas de Covid-19. Los miembros de las mesas se tienen que ayudar los unos a los otros para ponerse la ropa porque quede muy ajustada, dado que hay que cerrarla por la parte posterior.

La simulación se ha cerrado con el recuento de votos, con los elementos de seguridad puestos en todo momento, y la retirada del traje y los guantes, que se tienen que depositar en un contenedor concreto.

Un hombre se quita el traje de protección en la simulación del 14-F en Terrassa (Barcelona), este miércoles.
Un hombre se quita el traje de protección en la simulación del 14-F en Terrassa (Barcelona), este miércoles.
ACN

Protocolos "claros y concisos"

La simulación ha contado con la presencia del conseller de Acción Exterior, Bernat Solé, el delegado del Gobierno en el área de Barcelona, Juli Fernàndez, y el primer teniente de alcalde de Terrassa, Isaac Albert. "La simulación tiene tres objetivos: comprobar que la organización funcione, disponer del material para formar personal y voluntarios, y transmitir tranquilidad", ha destacado Albert.

Por su parte, Solé ha puesto en valor la iniciativa de muchos ayuntamientos de Cataluña, que estos días testan los protocolos oficiales para garantizar el buen funcionamiento de la jornada electoral. "Hay pocas dudas porque los protocolos son claros y concisos, todos los ayuntamientos tienen a su disposición desde el 21 de diciembre todas las instrucciones", ha detallado.

El conseller ha destacado que la simulación hecha en Terrassa no ha tenido incidencias, y ha garantizado la seguridad a los puntos de votación. "Podremos garantizar el derecho a la salud y el derecho de voto", ha añadido.

En cuanto a los materiales previstos para la seguridad de los miembros de las mesas, ha apuntado que se trata de elementos que cada ayuntamiento adquiere por su cuenta, motivo por el cual puede diferir el modelo elegido entre municipios, pero que siempre se garantizará que los integrantes estarán protegidos. A pesar de adquirirlos los consistorios, la Generalitat transmitirá un anticipo para hacer frente a su coste.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento