María José Campanario cree que un topo ha filtrado su polémica carta a Belén Esteban

María José Campanario ha viajado a Nueva York junto a Jesulón de Ubrique para acompañar a su hija Julia.
María José Campanario ha viajado a Nueva York junto a Jesulón de Ubrique para acompañar a su hija Julia.
GTRES

La polémica carta que María José Campanario escribió en Facebook ha dado que hablar a lo largo de los últimos días por la dureza con la que se dirige a Belén Esteban. Sin embargo, la odontóloga y mujer de Jesulín de Ubrique limita sus publicaciones de Facebook a un grupo de contactos concreto, por lo que piensa que un topo habría decidido filtrar la misiva para difundirla públicamente.

La periodista Isabel Rábago afirma que ha contactado con la catalana, cuyas palabras, al parecer, no fueron fruto de nada externo. "Ella estaba perfectamente cuando lo escribió", ha asegurado en el programa Ya es mediodía.

Según la colaboradora, la carta es "el resultado de muchas cosas". "Se desahoga, y no está arrepentida", apunta Rábago, que no se siente sorprendida por el contenido del mensaje, aunque sí le sorprende que Campanario lo publicara a través de una la red social. 

La de Barcelona habría puesto medios para 'capar' sus publicaciones, por lo que podría haber sido 'traicionada' por una persona de su lista de amigos. En este sentido, Sonsoles Ónega, la presentadora del espacio de Mediaset, ha valorado que "Facebook no es el salón de tu casa".

El inicio de una "tercera guerra mundial"

En el texto, Campanario volcó todo su dolor, frustración, rabia y amenazas hacia Belén Esteban, quien se tomó este gesto como el inicio de una "tercera guerra mundial". La carta fue borrada poco después de su publicación, en la madrugada del sábado, pero Socialité la mostró en televisión.

Belén Esteban respondió a su archienemiga punto por punto en Sábado Deluxe y, un día después, en la siguiente entrega del programa, amenazó con demandar "a todo Dios". Y, aunque afirmó morderse la lengua, aprovechó la oportunidad para hablar de ciertas insinuaciones.

"Como yo oiga lo que queréis contar, cojo el teléfono, demando a todo Dios, a todo programa, productora y cadenas", dijo, antes de añadir una amenaza mientras mostraba su teléfono móvil: "Lo de mi móvil solo lo sabemos tres personas: mi marido, mi hija y yo. Si veo que mueven ficha, lo tendré que hacer".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento