Tianwen-1, la primera sonda a Marte de China, entra en la órbita marciana con éxito

En estos momentos la sonda se encuentra detrás de Marte.
En estos momentos la sonda se encuentra detrás de Marte.
Daniel Estévez @ea4gpz
Trayectoria de la sonda china antes de entrar en la órbita de Marte.
Daniel Estévez / EFE

Tianwen-1, la primera sonda a Marte de China, ha entrado en la órbita del planeta rojo este miércoles, convirtiéndose así en el sexto país que ha logrado acercarse a territorio marciano. Lo ha hecho 202 días después de salir de la Tierra: despegó el pasado 23 de julio de 2020 del Centro de Lanzamiento Espacial Wenchang en la provincia de Hainan, en el sur del país.

Dado que la televisión china no ha retransmitido el evento, los usuarios han seguido atentos una transmisión en vivo de AMSAT-DL, que cuenta con una antena de 20 metros en el Centro educativo para la investigación espacial y medioambiental Bochum.

El usuario de Twitter Daniel Estévez ha ido comentando la transmisión para ayudar a los internautas a comprender el significado de esta señal en todo momento: “La tasa de Doppler en la transmisión en vivo de Bochum ha aumentado significativamente. Esto es lo esperado y coincide con la trayectoria de la nave espacial”, decía en torno a las 12:43.

Sobre las 12:53 de este miércoles 10 de febrero, la nave espacial china habría comenzado su combustión, pero que debido al retraso de 10 minutos y 41 segundos en las comunicaciones hemos tenido que esperar hasta aproximadamente las 13:03 hora peninsular española para ver los efectos de la quema en la Tierra.

Recordemos que el proceso para entrar en la órbita de Marte de la sonda Tianwen-1 ha sido un encendido de motores para reducir la velocidad del vehículo lo suficiente como para ser capturado por la atracción gravitacional de nuestro planeta vecino.

A las 13:05 horas, Estévez ha confirmado 'la quema' de motores, es decir, el inicio del proceso de encendido para ingresar en la órbita marciana, una operación que se ha llevado a cabo de manera automática por la propia nave:

Este proceso de combustión dura unos 14 minutos, según informan los expertos, pero a las 13:13 horas la sonda ha desaparecido detrás del planeta rojo, perdiendo la conexión con la Tierra. "Esto es completamente esperado", decía Estévez. "La señal de Tianwen-1 no reaparecerá hasta las 13:48 horas", añadía.

La señal ha reaparecido según lo previsto y la misión se ha completado con éxito: China ha conseguido establecer una sonda alrededor de Marte por primera vez en su historia.

Una imagen vale más que mil palabras

Durante el pasado fin de semana hemos podido ver una impresionante fotografía que la sonda ha enviado del planeta rojo. La imagen fue tomada a 2,2 millones de kilómetros de distancia.

Primera imagen de Marte tomada en blanco y negro por la sonda china Tianwen 1.
Primera imagen de Marte tomada en blanco y negro por la sonda china Tianwen-1.
CNSA

Hablamos de que se trata de la primera sonda china que entra en la órbita de Marte. “La misión Tianwen-1 es el primer paso para que el país lleve a cabo de forma independiente la exploración interplanetaria”, afirma la página web de la Administración Nacional del Espacio de China (CNSA). “Dará vueltas, aterrizará y patrullará Marte”, añaden.

La misión de Tianwen-1

Una vez en la órbita, la sonda se preparará para aterrizar. Su objetivo es hacerlo a mediados de mayo de 2021. El orbitador comenzará a tomar imágenes del lugar que actualmente es el candidato principal para el aterrizaje, dentro de la enorme cuenca de Utopia Planitia, al sur de donde previsiblemente lo hará el Viking 2 de la NASA también alrededor de mayo.

Una vez llegue a Marte, comenzará la misión de reconocimiento de China. Tianwen-1 está compuesta por un orbitador y un dispositivo de patrulla de aterrizaje, el cual incluye un módulo de entrada y un rover de 240 kg para recorrer el planeta rojo. El país asiático está llevando a cabo actualmente una votación pública de 40 días para seleccionar el nombre de su rover. Los tres nombres más populares se enviarán a un comité para la elección final.

Si el aterrizaje del rover con energía solar se hace con éxito, este se dedicará a investigar las características del suelo superficial y la posible distribución del hielo de agua con su instrumento de radar de exploración del subsuelo de Marte. También lleva cámaras e instrumentos panorámicos y multiespectrales para analizar la composición de las rocas.

Mientras, el orbitador Tianwen-1 estudiará la superficie del planeta rojo con cámaras de resolución media y alta y un radar de sondeo, y realizará otras detecciones con un magnetómetro y detectores de partículas.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento