Estudiantes de la Universidad de Navarra propondrán soluciones sobre discapacidad, exclusión y apoyo a la hostelería

Innovation Factory, Centro de Innovación y Emprendimiento, y Tantaka, Banco de Tiempo Solidario de la Universidad de Navarra, se han aliado con el Imagine Creativity Center de Silicon Valley para diseñar una competición de innovación dirigida a alumnos en la que "pondrán en marcha soluciones reales a problemas sociales de su entorno".
Xavier Verdaguer, fundador imagine de Silicon Valley, durante la presentación de la competición
Xavier Verdaguer, fundador imagine de Silicon Valley, durante la presentación de la competición
UNIVERSIDAD DE NAVARRA

A través de la metodología Lombard, un proceso de aprendizaje radical basado en los principios del emprendimiento y la innovación, 180 alumnos del centro académico competirán en equipos de tres personas para crear soluciones a tres retos relacionados con la exclusión social provocada la brecha digital, el acceso a la cultura a personas discapacitadas y el apoyo a la hostelería en tiempos de Covid.

"Los alumnos de la Universidad, que provienen de diferentes países y entornos, entienden la innovación y el emprendimiento como una manera de servir a la sociedad. Durante esta experiencia, aportarán su creatividad y esfuerzo para encontrar soluciones que podrán poner en marcha en los próximos meses", ha explicado Belén Goñi, directora de Innovation Factory.

Los participantes trabajarán durante cuatro semanas de modo presencial u online en diferentes dinámicas de reformulación de problemas, generación de ideas, desarrollo de prototipos y comunicación. El programa, que cuenta con la ayuda de expertos y dinamizadores que trabajan a diario esta metodología, concluirá con una gran final donde los equipos expondrán sus soluciones, ha indicado en una nota la Universidad de Navarra.

Los ganadores recibirán el apoyo por parte de la Universidad para ponerlas en práctica y contribuir a paliar los problemas planteados. "Poder empezar a cambiar el mundo desde la Universidad es un regalo. En el campus convivimos alumnos de los cinco continentes y trabajar juntos para resolver estos problemas es una oportunidad. Nuestra visión como jóvenes resulta muy útil a día de hoy. Gracias a las herramientas que nos dan, está en nuestras manos empezar a desarrollar soluciones globales antes incluso de graduarnos", ha destacado Amaya Vizmanos, alumna de ADE y Derecho.

La competición se presentó en el Aula Magna de la Universidad de Navarra y contó con ponentes que hablaron sobre la realidad de cada uno de los tres retos. En relación al reto de discapacidad, Diego Soliveres, socio y responsable de la marca de zapatillas Timpers, acercó a los jóvenes los problemas que tiene un invidente para acceder a la cultura. "Lo que hay que conseguir no es una inclusión, ya que eso denota que se está excluyendo algo. Hay que conseguir una normalización haciendo más atractivas las herramientas que ya existen, creando otras nuevas y concienciando a los demás. Es cuestión de actitud", explicó el cofundador de Timpers.

Por otro lado, Félix Ramón Albalate, jefe de estudios del colegio Ermitagaña, explicó a los alumnos que "este reto es muy importante para cualquier centro educativo, especialmente para los colegios públicos que tienen procedencias y realidades muy diferentes. Los problemas económicos se hacen más visibles y esto genera más dificultades para acceder a dispositivos tecnológicos y a su correcta formación y utilización".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento