Barbón sitúa el cierre interior de la hostelería como la medida "más efectiva" contra la Covid-19

El presidente del Principado, el socialista Adrián Barbón, ha situado este jueves el cierre del interior de los locales hosteleros como la "medida más efectiva" para doblegar la curva de contagios de coronavirus.
El presidente del Principado, Adrián Barbón, momentos antes de presidir la reunión del Consejo de Gobierno.
El presidente del Principado, Adrián Barbón, momentos antes de presidir la reunión del Consejo de Gobierno.
GOBIERNO DE ASTURIAS

"Es una medida dura y polémica, pero desde el punto de vista de la epidemia está comprobado que el cierre del interior de la hostelería o el cierre total de la hostelería es la medida más efectiva para doblegar la curva", ha indicado el jefe del Ejecutivo en una entrevista en Cope Asturias recogida por Europa Press.

En la misma ha recordado que todavía quedan "semanas" y "días duros" para ver el resultado de las últimas medidas restrictivas implantadas en Asturias, donde se incluye el cierre perimetral de los concejos con mayor incidencia y que el consumo en hostelería se limite a las terrazas.

Preguntado por la polémica sobre la eficacia de los cierres perimetrales, Barbón ha explicado que en su momento dijo que esta medida "no era tan eficaz como esperábamos", pero que ahora va acompañado del cierre interior de la hostelería. Además, ha indicado que, "aunque todavía es pronto", espera que estas medidas sean suficientes para doblegar la curva.

Así, ha señalado que esta tarde en la Comisión Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, Asturias no va a plantear nuevas medidas como la posibilidad de adelantar el toque de queda, ya que la reunión será "una toma de contacto" con la nueva ministra Carolina Darias.

Tampoco ha querido valorar la petición realizada por su homólogo gallego, el 'popular' Alberto Nuñez Feijóo, de que las mascarillas FFP2 sean obligatorias en determinados contextos. Así, ha afirmado desconocer el criterio de los técnicos y expertos de la sanidad asturiana "y en esto hay que guiarse por la ciencia".

Sobre las consecuencias económicas de estas medidas en un día en que se han conocido los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) que reflejan la destrucción de 7.300 puestos de trabajo en el Principado de Asturias a cierre de 2020, el presidente ha querido destacar que los países que antes han podido reactivar la economía han sido los que han erradicado el virus.

Por eso, ha esperado que la campaña de vacunación y la inmunización "si las farmacéuticas no actúan con esta deslealtad" permita reactivar a lo largo del 2021 todo el tejido productivo. "El virus es la mayor amenaza para la economía y el empleo", ha afirmado.

NINGÚN ALTO CARGO VACUNADO

Sobre la polémica con la campaña de vacunación al haber suministrado dosis a directivos sanitarios y a liberados sindicales, Barbón ha querido poner en valor que en Asturias ya hay inmunizadas casi 14.000 personas, por lo que la región encabeza el ranking estatal.

Además, ha recordado que el consejero de Salud, Pablo Fernández Muñiz, va a comparecer a petición propia en la Junta General para explicar a todos los partidos cómo se han aplicado en Asturias los criterios fijados por el Ministerio de Sanidad. "Los criterios son técnicos y no políticos", ha explicado.

Barbón no ha querido entrar a valorar esos criterios fijados, ha recordado, por los técnicos del Sespa y ha afirmado desconocer cuantos directivos o liberados se han vacunado. Con todo, si ha criticado los discursos "alarmistas" de la oposición que sitúan a 3.000 personas vacunadas sin ser personal sanitario en primera línea.

"En el Ejecutivo asturiano hay 83 altos cargos contándome a mi y ninguno se ha vacunado, porque si alguien lo hiciera saltándose su turno el cese seria fulminante", ha querido aclarar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento