Radio en Internet
Imágenes de los portales de música Last.fm, Rockola, Spotify y Musicovery

Si Marconi levantara la cabeza, quedaría sorprendido ante la capacidad de adaptación de su revolucionario invento. La radio sobrevivió, en primer lugar, a la estrepitosa irrupción de la televisión, pese a que muchos vaticinaron entonces su desaparición. Hoy, con la llegada de Internet, no ha hecho sino afianzar sus virtudes y explorar nuevos y apasionantes terrenos.

La interactividad de Internet da al usuario la capacidad de escuchar lo que quiera

La música siempre jugó un papel fundamental en el desarrollo de la radio. Si su punto débil era la incapacidad de elección, hoy la interactividad de Internet da al usuario la capacidad de escuchar lo que quiera, crear listas de reproducción, descubrir nuevos grupos, conocer gente con gustos similares...

En plena era post P2P, cuando la industria discográfica empieza a replantearse su futuro, algunos comienzan a especular con la posibilidad de que éste no pase por la descarga de música, sino por la libre accesibilidad a cualquier contenido a través de streaming (escuchar un archivo sin necesidad de descargarlo).

Mientras algunos se hacen preguntas, otros hace tiempo que se pusieron manos a la obra. En el lejano 2000 nació Pandora, un sistema que, a través de un análisis de ritmos y melodías, interpretaba los gustos del usuario para sintonizar nuevos grupos.

Hoy, Pandora sólo mantiene su actividad en EE UU, pero su testigo ha sido recogido por una ingente cantidad de nuevas plataformas: Last.fm, Deezer, Musicovery... cada una aporta funciones diferentes. Y el usuario escoge. Así son las reglas de la web 2.0 aplicadas al universo de la radio musical.

Last.fm

  • Éxito masivo. Desde su nacimiento, en 2002, la británica Last.fm no ha parado de crecer, especialmente desde su adquisición por parte de la todopoderosa CBS, en 2007. Actualmente cuenta con 21 millones de usuarios en 200 países.
  • Red social. Buena parte del éxito de Last.fm se debe a su condición de red social. Además de música, Last.fm permite conocer gente con tus mismos gustos, compartir canciones y eventos, crear grupos, dejar mensajes, saber lo que escuchan tus amigos...

Spotify

  • La última gran apuesta. Con sede en Suecia, Spotify ha sido una de las últimas plataformas en incorporarse a la Red, en octubre del pasado 2008. Tiene más de un millón de usuarios que disfrutan de la música en streaming sin restricciones.
  • Versión beta. Por el momento, la página de Spotify se encuentra en su versión beta (no definitiva). Para poder acceder a sus servicios gratuitos es necesario contar con una invitación de algún otro usuario que se haya dado de alta previamente.

Rockola.fm

  • 'Made in Spain': En 2008 nació Rockola.fm, la primera emisora on line gratuita nacida en España, de la mano del periodista Joaquín Guzmán, creador del popular programa La Gramola. Cuenta con un catálogo de 20.000 artistas.
  • Con 20minutos.es: Las noticias de música de 20minutos.es integran desde diciembre las emisoras de Rockola.fm, de forma que nuestros usuarios puedan escuchar la música sobre la que les estamos informando mientras nos leen.
  • ¿Cómo te sientes hoy?: Su originalidad reside en la posibilidad de personalizar los gustos musicales según los estados de ánimo, compartir sus emisoras, crear las propias y hasta construir una comunidad de amigos.

Escuchar emisora de 2008 En Cancionesplay

Musicovery

  • De grupo en grupo. Disponible desde 2006, la francesa Musicovery es una potente radio interactiva que guía al usuario a través de sus estilos de música preferidos, para así darle la oportunidad de conocer nuevas propuestas musicales.
  • Según el estado de ánimo. Una de las más curiosas características de Musicovery es la posibilidad de escuchar música que se ajuste al estado de ánimo del usuario. Cada estilo se representa con un color, y cada canción se relaciona con el resto a través de su ritmo y su letra.

Goear

  • El YouTube de la música. Goear se ha perfilado como una de las opciones más sencillas para escuchar una canción concreta. Basta con introducir su nombre en el buscador. Por ello, muchos lo conocen como "el YouTube de la música".
  • Subida de canciones. Goear ofrece a los internautas la posibilidad de subir sus propias canciones cómodamente. Una vez colgadas en la web, Goear facilita un código para insertar en cualquier web o blog un reproductor con la canción en cuestión.

Deezer

  • Orgullo galo. Deezer, aún por detrás de Last.fm en la mayoría de países, arrasa en Francia. Cuenta con cuatro millones de usuarios y 3,7 millones de canciones disponibles para escuchar en streaming de manera totalmente gratuita.
  • Un sinfín de posibilidades. Oír cualquier canción sin necesidad de bajarla, archivar temas preferidos, crear listas de reproducción y compartirlas... Las posibilidades de Deezer son casi infinitas, lo que lo ha convertido en uno de los más potentes servicios de radio por Internet.


El secreto es la publicidad

Los banners (anuncios) son el medio de sustento de las plataformas que ofrecen música de forma gratuita. A través de acuerdos con las discográficas y los artistas, éstos cobran un porcentaje de los ingresos publicitarios. Además, la mayoría de estas plataformas cuentan con servicios de suscripción: por una cantidad módica, el usuario obtiene ventajas y se libra de la publicidad.