Dos excursionistas tienen que pagar más de 2.600 euros por su rescate

  • No llevaban el equipo adecuado y se les auxilió en pleno estado de alarma.
Colas de excursionistas en la Pica d'Estats, en el Alto Pirineo.
Colas de excursionistas en la Pica d'Estats, en el Alto Pirineo.
Parc Natural de l'Alt Pirineu

El Departamento de Interior del Govern hará pagar el rescate de dos excursionistas que se extraviaron en la zona del refugio de montaña de Coma de Vaca, en Queralbs, durante el primer estado de alarma. El suceso se produjo el 15 de marzo y, según los Bomberos, se les hará abonar la tasa de los servicios de salvamento porque no llevaban el equipo adecuado para la actividad y también por el estado de alarma

El precio que tendrá que pagar cada uno es de 1.303,02 euros, el coste del operativo de rescate.

El mismo día que fueron auxiliados, ya se les informó de la negligencia, recordándoles que con la entrada en vigor del estado de alarma para frenar la propagación de la Covid-19 no se permitían las actividades al aire libre.

La Generalitat impulsó un reglamento en 2009 con voluntad disuasiva donde se fijaban las situaciones de negligencia en los rescates de montaña y la obligatoriedad de abonar los costes del operativo de salvamento. Concretamente, si tiene lugar en zonas señaladas como peligrosas o de acceso prohibido; si las personas rescatadas o salvadas no llevan el equipo adecuado para la actividad o si la persona solicita el servicio sin motivos objetivamente justificados.

El primero en cobrarse fue en 2011. Tres jóvenes tuvieron que ser rescatados cuando quedaron atrapados mientras intentaban cruzar el río Muga. Se habían saltado las vallas que cortaban el paso por la crecida del caudal del río y se consideró una clara negligencia. En aquel caso, tuvieron que pagar un total de 507,8 euros para movilizar cuatro vehículos y ocho bomberos.

Aquel año hubo un segundo rescate. Un esquiador que el 13 de marzo quedó atrapado por una avalancha mientras esquiaba fuera de pista y con acceso cerrado a la montaña de la Tossa, a la Masella. Le cobraron cerca de 2.400 euros por un dispositivo de 3 helicópteros, nueve vehículos y 35 bomberos.

Otros rescates que se han cobrado son el de un conductor mientras atravesaba el río Segre en Lleida (13 de mayo de 2015) con un coste de 1.229 euros; la investigación de dos personas que se perdieron durante una ruta de Ribes de Freser en Queralbs y que no avisaron mientras el operativo de investigación continuaba (factura de 839 euros).

También se ha tramitado el cobro de dos falsos avisos de incendio de vivienda en Berga y Vic (el 2015 y 2018 respectivamente) con importes que no superan los 166 euros y otro en Girona (el 2019) por 142 euros. También se incluye un rescate de dos escaladores en una zona cerrada y señalizada como peligrosa en la via ferrata la Teresina de Montserrat. Este rescate se hizo en julio de 2018 y costó 2.880 euros.

Desde que la normativa entró en vigor en 2009, se han tramitado 13 expedientes por negligencia, siendo lo del Ripollès el último. Y de este total, siete ya se han cobrado íntegramente mientras que el resto se ha abonado de forma parcial o se está tramitando por la vía ejecutiva.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento