Díaz Ayuso y Aguado llegan a un acuerdo para los presupuestos de 2021 e inician la negociación con Vox

  • La presidenta y el vicepresidente han comparecido desde Sol para anunciar el pacto, que incluye el plan de rescate de Cs.
La presidenta Isabel Díaz Ayuso y el vicepresidente Ignacio Aguado, este lunes, tras anunciar el principio de acuerdo para los presupuestos.
La presidenta Isabel Díaz Ayuso y el vicepresidente Ignacio Aguado, este lunes, tras anunciar el principio de acuerdo para los presupuestos.
Comunidad de Madrid
La presidenta Isabel Díaz Ayuso y el vicepresidente Ignacio Aguado.

Los presupuestos de la Comunidad de Madrid para 2021 están más cerca. Si desde diciembre se viene anunciando que era cuestión de semanas de semanas que se conociera el anteproyecto de presupuestos, la elegida para dar un paso más allá ha sido esta, la última de enero. 

PP y Cs, las formaciones que gobiernan en la región desde el verano de 2019, han anunciado este lunes que han llegado a un principio de acuerdo sobre las cuentas y estarían en disposición de empezar a negociar con Vox, sus socios de investidura. 

De momento, solo ha trascendido el principio de acuerdo. La presidenta Isabel Díaz Ayuso y el vicepresidente Ignacio Aguado han comparecido este lunes pero no han dado más detalles del acuerdo al que han llegado: ni cifras globales ni partidas concretas. Ambos se han remitido al proceso de negociación con la formación que lidera Rocío Monasterio, aludiendo a que quieren que sea su socio preferente el primero que conozcan todos los datos.

Sí que ha trascendido que en el principio de acuerdo está reflejado al completo el plan de rescate ciudadano que planteó Cs la semana pasada. Entre otras medidas, se incluían iniciativas como el abono transporte bonificado hasta los 30 años, ayudas directas a pequeñas y medianas empresas y también para familias en situación de vulnerabilidad. 

Las prioridades: sanidad, educación, economía y servicios sociales

Tanto Díaz Ayuso como Aguado han destacado las bondades de los presupuestos que han diseñado y han asegurado que harán especial hincapié en los sectores más afectados por la pandemia, como sanidad, educación, servicios sociales y, "muy especialmente" la economía. 

"Con este acuerdo, centrados en lo más importante, queremos dar estabilidad jurídica pero sobre todo económica a todos los ciudadanos de la Comunidad de Madrid. Este es un Gobierno centrado en recuperarse de esta pandemia y de una catástrofe natural", ha incidido Díaz Ayuso.

Por su parte, Aguado ha instado al resto de partidos a "no obcecarse en líneas rojas" ni de hacer de los presupuestos "política e ideología" y ha indicado que "no hay plazos fijados" para negociar con los grupos parlamentarios. La de Vox, al menos, empezará de manera inmediata y "desde cero", según la presidenta.

Últimos flecos cerrados en una 'cumbre' en La Casita

El último espaldarazo a este acuerdo entre PP y Cs se fraguó el pasado viernes, cuando el Gobierno al completo mantuvo una sesión de trabajo en Manzanares el Real, en la vivienda propiedad del Canal de Isabel II conocida como 'La Casita'. 

En esa jornada se habló de "las líneas maestras de actuación del Ejecutivo madrileño para 2021", según se informó oficialmente, entre las que costaban, además de cuestiones relativas a los presupuestos, la estrategia de la Comunidad frente a la Covid-19 así como otros asuntos de interés.

Las peticiones de Vox y los recelos de la izquierda

El socio preferente de Díaz Ayuso y Aguado, ya dio soporte a la coalición en la investidura y seguramente pondrá condiciones a los presupuestos. La formación que lidera Rocío Monasterio no ha escondido en los últimos meses que condicionará su apoyo a una serie de reformas, entre las que destacan la reducción de gasto político, la eliminación de lo que consideran "subvenciones ideológicas" y una bajada de la presión fiscal en la región, entre otras. 

Este lunes, tras conocerse en preacuerdo entre PP y Cs, Monasterio también se ha manifestado en este sentido. "Es importante hacer ese ajuste de menos gasto político para acabar con los enchufados que están colocados en puestos que no sabemos bien lo que hacen", ha aseverado este lunes Monasterio en una tertulia en Toro TV.

La portavoz de Vox en la Asamblea es partidaria de llegar a un acuerdo sobre las cuentas regionales para este año, ya que las vigentes, de 2019, recogen un escenario económico que nada tiene que ver con el actual, ha dicho, marcado especialmente por la pandemia. 

Ni PP, ni Cs ni Vox se ponen plazos máximos para negociar, pero todos esperan imprimir de cierta urgencia a las conversaciones, dada la complicada situación que está viviendo la región.

El Gobierno regional tampoco renuncia a recabar el apoyo de otros grupos de la Asamblea más allá de Vox, aunque no lo tendrá fácil. El PSOE ha considerado un "error" la preferencia por negociar con Vox, "el único grupo que votó en contra del dictamen acordado en la Comisión de Recuperación de la Asamblea".

"Mientras no aclaren sin van a ser títeres de las exigencias de Vox, los madrileños seguimos sin presupuestos", ha valorado Pablo Gómez Perpinyà desde Más Madrid. "Nos tememos que no van a ser unos presupuestos que sean una buena noticia para las familias trabajadoras", ha lamentado Sol Sánchez, portavoz adjunta de Unidas Podemos-IU-Madrid en Pie.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento