¿Cómo surgió la idea?

Surgió en 2004 de la iniciativa de 15 mujeres cofrades de Cartagena preocupadas por la integración de las mujeres en la Semana Santa. Organizamos el I Congreso Nacional de Mujeres Cofrades y constatamos que hay cofradías que ni las admitían.

¿Las mayores trabas están en portar los pasos?

Así es. La Iglesia nos apoya, pero hay juntas directivas de cofradías, algunas con siglos de antigüedad, que apelan a la tradición y relantizan la modificación de los estatutos. En la ciudad de Murcia alegan que no dejan portar pasos por motivos de estética.

Un niño que desfila portará un paso algún día, pero una niña puede que no...

Es una forma de discriminar desde pequeño. Si a las cofradías les preocupa el relevo generacional, lo que no tiene sentido es discriminar a la mitad de la población.

BIO: Preside la Asociación de Mujeres y Cofrades de Cartagena desde 2004. Además, preside la comisión de arte de la cofradía California.