El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha respaldado al presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, al que ha trasladado el "pleno apoyo" del PP y al que ha definido como un "político honrado" y un "dirigente ejemplar, rechazando las informaciones que apuntan a su posible imputación por la trama de corrupción que investiga el juez Garzón.

Ese es el concepto de la democracia que tienen algunos representantes de la Fiscalía

Rajoy ha señalado que "desconoce" la posible imputación, desvelada por el diario El País,  y afirmó que ni la Fiscalía ni el Juzgado les han comunicado "si está o no acusado él y otras muchas personas".

"Ese es el concepto de la democracia que tienen algunos representantes de la Fiscalía", afirmó Rajoy, quien denunció la situación de "indefensión" del presidente de la Generalitat valenciana e insistió en que desconocen "si se le acusa de algo y en el supuesto de que se le acuse de algo no sabemos de qué", remarcó.

"Dirigente ejemplar"

El presidente de la Generalitat está, según Rajoy,  en "la peor situación en la que puede estar una persona" por lo que le trasladó el "pleno apoyo" del PP, además de calificarlo como un dirigente "extraordinario y ejemplar".

La defensa hecha por el líder popular no ha sido la única reacción a la noticia. El propio Camps ha negado estar relacionado con el jefe de la trama, Francisco Correa, y el PP ha responsabilizado de la filtración a los medios de la posible implicación de Camps al fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido.

Las reacciones se han producido el mismo día en que el alcalde madrileño, Alberto Ruiz-Gallardón, ha reconocido que un contrato adjudicado en 2004 a la empresa de Correa fue amañando.