El SEPE incrementa un 47% las prestaciones entre enero y septiembre y abona 493 millones a los extremeños en paro o ERTE

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) ha incrementado su capacidad de gestión en un 47 por ciento al reconocer en los nueve primeros meses de 2020 un total de 305.335 nuevas prestaciones y ha abonado más de 900.000, lo que ha supuesto unos ingresos reales para los extremeños en las distintas situaciones de desempleo de 493 millones de euros, un 50 por ciento más de lo que se abonó en el mismo periodo de 2019.

El SEPE es un organismo autónomo adscrito al Ministerio de Trabajo y Economía Social y, junto con los Servicios Públicos de Empleo de las comunidades autónomas, forman el Sistema Nacional de Empleo, que asume fundamentalmente el reconocimiento de las prestaciones por desempleo y el pago de las mismas.

Entre los meses de enero y septiembre, los servicios del SEPE en Extremadura han reconocido 305.335 prestaciones a ciudadanos extremeños. El reconocimiento de una prestación es el paso previo para que las diferentes ayudas sociales lleguen a los ciudadanos y cada una de ellas supone la realización de un expediente de confirmación de las condiciones administrativas y jurídicas para la percepción de dicha prestación.

Por tipos, entre enero y septiembre de 2020 se han tramitado 75.587 prestaciones correspondientes a la prestación por desempleo, 79.017 a subsidios por desempleo, 29.127 al subsidio agrario y 121.604 por ERTEs, ha informado la Delegación del Gobierno en nota de prensa.

"ESFUERZO" DEL SEPE EN EXTREMADURA

El "esfuerzo" realizado por los servicios del SEPE en Extremadura se puede cuantificar en la tramitación de 23.835 prestaciones más en nueve meses que en el conjunto de los doce meses de 2019; estas cifras suponen un incremento del 47,71 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior.

Así, se han dado algunos meses, como el mes de abril, en el que el volumen de expedientes tramitados se incrementó en un 145 por ciento sobre los tramitados el mismo mes del año anterior; o el mes de mayo, en el que se alcanzó el número máximo de tramitaciones con 49.898 expedientes resueltos.

"Este importantísimo esfuerzo realizado por el SEPE en Extremadura se realizó adaptando rápidamente los recursos de la administración a la situación de confinamiento decretado durante el primer estado de alarma y contando con la implicación de los trabajadores públicos, que mayoritariamente desde sus domicilios, fueron capaces de agilizar estas tramitaciones para que ningún ciudadano, en situación de necesidad se viera perjudicado por las circunstancias ocasionadas por la pandemia", ha apuntado la Delegación del Gobierno.

Hay que destacar que el tiempo medio de reconocimiento de las prestaciones se ha situado en 1,3 días por cada prestación. Además, a los largo de estos nueve primeros meses de 2020 se han realizado 414.073 atenciones personalizadas, de las que en torno a 300.000 han sido presenciales, 110.000 telefónicas y unas 8.000 por vía telemática.

Esta labor se ha realizado con una plantilla de 316 trabajadores que han conseguido que todas las instalaciones del SEPE en Extremadura permanecieran en funcionamiento y se atendieran las demandas de los ciudadanos.

PRESTACIONES PAGADAS

En los nueve primeros meses de 2020 se han abonado en Extremadura 908.807 prestaciones; lo que supone un incremento aproximado del 18,8 por ciento respecto al mismo periodo del año anterior, con una mayor incidencia en los meses de abril y mayo, en los que se superaron las 120.000 prestaciones mensuales pagadas y con incrementos superiores al 35 por ciento con respecto al mes del año anterior.

En este sentido, la Delegación del Gobierno ha aclarado que se entiende por prestación pagada la que recibe un perceptor cada mes. Un mismo perceptor puede percibir la prestación que le corresponde durante varios meses o cambiar de prestación en función de sus circunstancias; por ejemplo un perceptor que agota la prestación por desempleo pasa a cobrar el subsidio por desempleo.

Asimismo, según apunta, un perceptor del subsidio agrario puede cobrarlo meses no consecutivos durante un año y un trabajador en ERTE puede cobrarlo en varias ocasiones si su empresa modifica su situación.

Por tipos, destacan las 389.343 prestaciones pagadas por subsidio por desempleo, las 253.217 correspondientes a la prestación por desempleo y las 114.061 pagadas como subsidio agrario. Pero hay que destacar especialmente las 152.286 mensualidades pagadas en concepto de prestación por ERTE.

La labor realizada por los trabajadores del SEPE se ha traducido en que todos los beneficiarios de estas prestaciones han podido contar con los recursos económicos correspondientes en unos momentos de "especial dificultad".

En conjunto, el pago de estas prestaciones han supuesto poner a disposición de estos ciudadanos extremeños, entre enero y septiembre de 2020, la cantidad de 439,8 millones de euros; lo que supone un 50,18 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior.

Si se analizan los datos por meses, se comprueba que precisamente los meses más duros del estado de alarma, abril y mayo, fueron los que contaron con una mayor cobertura por parte del Gobierno de España.

En el mes de abril se abonaron 77,5 millones de euros y en el mes de mayo se alcanzó la cifra más alta de prestaciones de cobertura por algún motivo de desempleo pagada nunca en Extremadura, 88,2 millones de euros.

"El escudo social puesto en marcha por el Gobierno de España a causa de la pandemia por la covid-19 ha permitido a muchos ciudadanos extremeños más vulnerables laboralmente poder contar con unos ingresos que les han ayudado a paliar la situación por la que han pasado o están pasando. Casi un millón de mensualidades de ayudas han sido abonadas en las cuentas de los extremeños durante los nueve primeros meses de 2020 lo que ha permitido contar con cerca de 500 millones de euros para atender sus necesidades vitales", ha recalcado la Delegación del Gobierno.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento