El líder del PP, Mariano Rajoy, ha anunciado que su partido "rompe cualquier interlocución" con el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, al tiempo que ha pedido la recusación del juez Baltasar Garzón para que abandone la investigación de la trama de corrupción que se ha vinculado al PP.

El máximo dirigente de los populares justificó esta medida denunciando que ambos "se fueron de caza juntos el pasado fin de semana y eso resulta un acto obsceno que liquida la calidad de la democracia". Bermejo, por su parte, ha respondido argumentado que las explicaciones del PP "son una cortina de humo proporcional a lo que intentan tapar".

Se fueron de caza juntos el pasado fin de semana y eso resulta un acto obsceno

Poco después, el portavoz del PP en Justicia, Federico Trillo, ha anunciado que su partido, "por sentido de la responsabilidad", no puede seguir en el
pacto por la Justicia suscrito con el Gobierno mientras Bermejo sea ministro de Justicia.

Rajoy hizo estas afirmaciones este miércoles durante su comparecencia ante los medios de comunicación, secundado por los integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, entre ellos la presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, y el de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps.

La dirección del partido había convocado para hoy una reunión urgente de dicho órgano tras conocerse las primeras informaciones sobre la investigación de juez Baltasar Garzón. Tras dicho encuentro, todo el partido a rropado a Rajoy, que ha dicho que el PP "no ha cobrado ni un eruo de los implicados" .