Isabel Preysler no ve con buenos ojos al novio de Tamara, Íñigo Onieva

  • Ella prefiere vivir su recién estrenado amor sin importarle qué labios besó su amado.
Tamara Falcó, este mes de noviembre en Madrid.
Tamara Falcó, este mes de noviembre en Madrid.
GTRES

Isabel Preysler anda revuelta desde que el pasado fin de semana le dieran datos sobre Íñigo Onieva, el nuevo novio de Tamara Falcó, que no encajan con sus principios. Informaciones relacionadas con su estilo de vida que dejan al descubierto una modernidad con la que ella no se siente cómoda. 

Me aseguran que, enterada de algunos aspectos, ha habido toque y tirón de orejas, aunque Tamara se ha salido por la tangente. De momento, y en contra de muchos, prefiere vivir su recién estrenado amor sin importarle qué labios besó su amado. No es la primera vez que le ha ocurrido algo similar y, aunque Preysler crea que son incompatibles, Tamara quiere dejarse querer.

Tan ilusionada está que ni siquiera le importó que la fotografiaran, hace unos días, saliendo de una elegante casa de Madrid donde se celebraba una fiesta para diez. Incumpliendo las medidas impuestas para la lucha contra la Covid, Tamara abandonó el lugar sorprendida ante la presencia de los medios y convencida de que el amor es la excusa perfecta para cometer imprudencias totalmente reprobables.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento