No, los termómetros de pistola no matan las neuronas ni dañan la vista

Termómetro
Termómetro
MALDITA.ES

A consecuencia de la pandemia de la COVID-19, muchos establecimientos miden la temperatura de sus clientes para comprobar que no tienen fiebre, uno de los síntomas más habituales del coronavirus. Algunos de esos locales hacen esa medición con termómetros de pistola, los cuales han sido objeto de varias desinformaciones como la de que matan tus neuronas y dañan la vista.

Según varias cadenas de WhatsApp y vídeos que han circulado, esas pistolas emiten una radiación láser que es perjudicial para la visión, pero no es cierto. En declaraciones a Maldita.es, la secretaria general del Colegio de Ópticos-Optometristas de Castilla y León (COOCYL), Ana Belén Cisneros del Río, asegura que en general las pistolas no usan láser para medir la temperatura, sino que “funcionan con infrarrojos para realizar la medición, que en absoluto crean ningún problema a nivel ocular”. La Delegación de Galicia del Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas (CNOO) también insiste en que este tipo de termómetros normalmente usan la radiación infrarroja para las mediciones y no el láser.

En el caso de los pocos dispositivos que sí tienen un pequeño sistema óptico de proyección, Cisneros del Río indica que se trata de un láser “de baja potencia” que sirve para proyectar la temperatura en la frente de la persona y que sólo es dañino si va “directamente a los ojos” y se proyecta durante “más de 10 segundos”. Sin embargo, aclara que esos termómetros se colocan “en la frente o en la sien” y por lo tanto “el riesgo de dañar la retina no existe”. Sobre si es necesario taparse los ojos cuando nos van a tomar la temperatura, el CNOO afirma que no, ya que los dispositivos que se utilizan no deberían suponer ningún peligro.

Otra versión de esta desinformación dice que estos termómetros son capaces de matar tus neuronas, pero a día de hoy no hay ninguna evidencia de que eso sea así. Pablo Eguia, vocal de la Sociedad Española de Neurología, explica a Maldita.es que estos dispositivos “no emiten ninguna señal perjudicial y por tanto no dañan nuestro organismo”.

Lo mismo afirma Conchi Lillo, profesora de la Universidad de Salamanca y neurobióloga: “No se matan mil neuronas cada vez que se mide la temperatura, estaríamos todos muertos a estas alturas”. Además, asegura que estos termómetros no pueden “provocar daño alguno en nuestro organismo” ya que no emiten los infrarrojos, sino que los usan “para recoger la información del calor que desprende un cuerpo”.

Incluso en el caso de que sí los emitieran, Conchi Lillo aclara que esas radiaciones infrarrojas “tendrían que ser muy concentradas y de una gran potencia para que fueran potencialmente dañinas”.

Los termómetros que usamos para medirnos la temperatura deben haber pasado unos controles antes de haber sido puestos a la venta. En concreto, desde el CNOO explican que, en principio, todos los dispositivos de este tipo deben estar homologados para que su uso no suponga ningún riesgo para la salud de las personas.

Como productos sanitarios que son, para comercializarse legalmente en la Unión Europea tienen que haber sido evaluados por un Organismo Notificado y contar con el marcado CE que garantiza el cumplimiento de los requisitos de seguridad, eficacia y calidad.

El responsable de Servicios Técnicos del Consejo General de Colegios Farmacéuticos, Antonio Blanes, nos asegura que entre los ensayos que deben superar antes de salir a la venta están los de “calibración y precisión” además de los que controlan la “protección frente a peligros eléctricos, radiaciones indeseadas y temperaturas excesivas”.

En definitiva, no es cierto que los termómetros de pistola te maten las neuronas o dañen la vista.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento