¿Qué restricciones habrá en Navidad? Estos son los planes que ha propuesto cada Comunidad Autónoma

El 'Bosque de la Navidad' en Málaga
El 'Bosque de la Navidad' en Málaga
XIMENEZ GROUP - Archivo

A falta de menos de un mes para que se celebre la Navidad mas atípica de los últimos años, son varias las incógnitas que se plantean. El Gobierno central ha indicado que la última palabra en materia de restricciones la tendrán las Comunidades Autónomas, aunque trabajan para elaborar un plan conjunto que por el momento ha fracasado en la última reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, declaró el miércoles 25 de noviembre que cada región "tendrá que adoptar decisiones", pero un día más tarde aseguró que "no habrá 17 Navidades", contradiciendo su mensaje anterior. Por el momento, se conoce un borrador del Gobierno en el que se limitan las reuniones de personas a un máximo de seis y se establece un toque de queda a partir de la 1 de la madrugada, pero son varias las comunidades que han anunciado cambios. 

Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, declaró el jueves: "Yo celebraré la Navidad, pero con todas las precauciones que pueda tener. La cuestión es hacerlo bien y, si en lugar de juntarnos 35 personas nos tenemos que juntar 10, pues lo haremos pero celebraremos las navidades". Así, cada comunidad trabaja en su propio plan. 

Comunidad de Madrid

La región gobernada por Díaz Ayuso tiene como propuesta mantener la normativa actual, reuniones de 6 personas y toque de queda a las 12 de la noche, con excepciones para los días de celebración. Para estas fechas, que serán los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 y 6 de enero, el gobierno regional tiene pensado establecer un límite de 10 personas en reuniones y ampliar el toque de queda desde la 1.30 de la madrugada hasta las 6h. 

Además, la Comunidad de Madrid permitirá salir a los residentes que presenten IgG positiva en los últimos seis meses, para que puedan pasar las vacaciones de Navidad con su familia, mientras que los que presenten IgG negativa y no hayan pasado la enfermedad, deberán realizar una prueba diagnóstica para poder salir.

País Vasco

Euskadi por el momento no ha hecho público cual será su plan específico para Navidad, quizás porque confía en que se elabore uno común entre todas las comunidades y el gobierno central. Sin embargo, ha sugerido una redacción del plan "más contundente a la hora de desaconsejar la celebración de cabalgatas en movimiento o eventos multitudinarios". 

En cuanto a la hostelería, cerrada desde el 6 de noviembre, el gobierno de Iñigo Urkullu ha señalado que buscan bajar la incidencia por debajo de los 400 casos después del puente de la Constitución, para así salir de la zona roja y evaluar la situación de los bares y restaurantes. Por último, han solicitado "un criterio sobre los confinamientos perimetrales", para determinar qué hacer en cuanto al cierre de la región por municipios o permitiendo la movilidad interna.

Cataluña

La Comunidad Autónoma de Cataluña ha señalado desde el principio que tiene "competencias" para tomar sus "propias decisiones" en materia de restricciones para la Navidad. Así lo señaló la consejera de Presidencia y portavoz de la Generalitat, Meritxell Budó, quien por el momento no descarta unirse al futuro plan conjunto liderado por el gobierno central.

"Nosotros iremos, escucharemos y veremos qué se plantea en este borrador, pero nosotros tenemos la capacidad de poder tomar nuestras decisiones", ha declarado Budó. Además, el ejecutivo regional ya ha señalado que tiene intención de permitir las reuniones de 10 personas y estudia ampliar el toque de queda, que por el momento es hasta las 22 horas. 

Comunidad Valenciana

La región gobernada por Ximo Puig tiene como principal plan mantener la restricciones actuales para toda la comunidad, pero haciendo posibles excepciones para los días más señalados. Para los días 24 y 25, 31 de diciembre y 1,5 y 6 de enero, se estudia permitir reuniones de un máximo de 10 de personas en el ámbito familiar. 

La consellera de Sanidad, Ana Barceló, ha explicado que la Comunitat es "partidaria de una respuesta coordinada con el resto de autonomías" y que pueda "flexibilizarse" en los seis días señalados, "los más importantes de las fiestas navideñas". Por último, respecto a las medidas relacionadas con la hostelería y actividades culturales, ha señalado que es "partidaria de mantener las mismas medidas que estén vigentes una semana antes del inicio de las fiestas navideñas".

Andalucía

Desde la región de Andalucía reclaman un plan conjunto para todo el estado. El consejero de Salud de la Junta de Andalucía, Jesús Aguirre, ha solicitado "cohesionar" todas las medidas y ha señalado que "no puede haber disparidad de criterios" porque el virus "no entiende de fronteras".

En este sentido, se han mostrado conformes con el borrador que elaboró el Gobierno central, a pesar de que cree que ha habido "deslealtad" por su parte, ya que se anticiparon medidas "sin consultar" con las autonomías. Además, el gobierno regional ha señalado que cuando se presente el plan final, cada autonomía podrá aplicarlo "según el nivel en el que se encuentre cada uno de los distritos y áreas sanitarias".

Por último, La Junta de Andalucía mantiene vigente la instrucción que permite a familiares sacar a usuarios de residencias de mayores para llevárselos a sus domicilios siempre y cuando éstos cuenten con una PCR negativa y sus parientes firmen una "declaración responsable", una posibilidad que, de este modo, sigue abierta para Navidad si la Administración no introduce ningún cambio al respecto en las próximas fechas.

Aragón

Desde la comunidad aragonesa no han presentado por el momento ningún plan alternativo al borrador del gobierno. Su presidente Javier Lambán se ha limitado a decir que una vez se reduzca la presión hospitalaria en la región evaluarán la situación y la posibilidad de levantar restricciones de cara a la celebración de Navidad. 

Galicia

Para la población gallega su presidente Alberto Nuñez Feijóo ha señalado que tiene intención de ampliar a 10 personas las reuniones pero con una peculiaridad que también implantarán en Alemania. Esta singularidad consiste en que los menores de 10 años no cuenten para el límite de personas y se establezcan los límites por unidades familiares. 

Además, Feijóo ha solicitado un "marco común" para las restricciones de Navidad y que cada comunidad lo adapte a su situación epidemiológica particular. Además, justifica la medida de las unidades familiares porque afirma que hay más riesgo si se hace por personas, porque si se juntan 3 matrimonios, por ejemplo, implicaría mas riesgo que si se juntan dos familias de 6 personas cada una. 

Asturias

Desde el Principado de Asturias se han mostrado a favor de establecer un plan común para todo el país, aunque su vicepresidente, Juan Cofiño, ha señalado que entiende que haya particularidades epidemiológicas que provoquen que no todas las comunidades tengan las mismas medidas. En este sentido, ha señalado que se "plasmará en concreto la posición" el próximo lunes cuando se reúna el comité general de crisis. 

Hasta el momento no se ha concretado nada más y su presidente, Adrián Barbón, se ha limitado a declarar que serán unas Navidades "completamente diferentes" porque "la pandemia obliga a ello" y habrá que "reducir la presencia de familiares en las mesas".

Islas Baleares

Desde el archipiélago balear no han presentado ningún plan alternativo por el momento y parece que se muestran conforme con las medidas señaladas en el borrador del Gobierno central, que son similares a las que tiene actualmente. Así lo ha señalado la consellera de Salud, Patricia Gómez, quien ha recordado que será la situación epidemiológica de cada isla lo que determine qué limitaciones se imponen finalmente, señalando que pueden ser diferentes entre islas. "Cada vez que levantamos restricciones aumentan los casos. Por eso debemos ser muy cautos", concluyó.

Islas Canarias

El archipiélago canario vive la mejor situación epidemiológica de todas las comunidades españolas, y por ello tiene pensado mantener el límite de reuniones en 10 personas. En cuanto al toque de queda, inexistente actualmente, el gobierno regional estudia implantarlo como medida excepcional para los días de nochebuena, nochevieja y reyes, pero todavía no hay nada confirmado. 

Además, ante la previsión de que un número importante de personas volará a las islas de regreso para pasar las fiestas, el gobierno canario hará pruebas PCR a todos, como se hace actualmente con los extranjeros que acceden por aire o mar. 

Cantabria

Miguel Ángel Revilla, presidente de Cantabria, se ha mostrado a favor de un plan común entre todas la comunidades "por una vez" y pide que "no haya comunidades que se salgan de la norma general aprobada en Consejo", ya que cree que la mejor manera de combatir el virus es todos unidos. 

En concreto, pide que las regiones fronterizas y de alrededor de Cantabria, como son Euskadi, Asturias, Castilla y León, La Rioja o Navarra, se pongan de acuerdo en el aspecto de la movilidad y el cierre perimetral, para que "no haya confusión y las medidas sean eficaces".

Castilla y León

Desde el gobierno de Castilla y León se han mostrado a favor del plan establecido por el ejecutivo central en su borrador y aseguran que sus propuestas son "muy coincidentes con las del Ministerio". Su cierre perimetral está prácticamente asegurado y se plantean dudas sobre la movilidad entre provincias de la comunidad. Por lo tanto, tendrá una limitación de seis personas para las reuniones y mantendrá el toque de queda. 

Castilla La Mancha

Emiliano García-Page, presidente de Castilla-La Mancha, ha declarado que su intención es hacer "una normativa que permita la convivencia de las familias en Navidad". Sin un plan presentado hasta el momento, ha admitido que tiene intención de "suavizar un poco" las medidas restrictivas para hacer visitas en residencias y permitir el contacto "con condiciones". 

"En las familias hay una enorme conciencia, saben lo que tienen que hacer y no quieren que enferme el abuelo. Además, todos necesitamos etapas en las que darnos un baño, un poco de romanticismo, un poco de cariño social", ha declarado el presidente regional. 

Extremadura

Guillermo Fernández Vara, presidente extremeño, ha señalado que su comunidad todavía no cuenta con un plan específico para la Navidad, pero que estará listo "no más tarde de la semana que viene". Además, se ha mostrado a favor de un plan conjunto de medidas para las comunidades, ya que "no se entendería que se hicieran 17 cosas complemente diferentes", aunque “como se trata de realidades que tienen matices, que cada comunidad que las adapte a sus circunstancias”.

Región de Murcia

El gobierno murciano, liderado por Fernando López Miras, ha señalado que pretende "relajar las medidas restrictivas de cara a la Navidad", especialmente para los días de celebración como nochebuena, navidad y nochevieja. López ha criticado al Gobierno central afirmando que "no tenía ningún interés en que hubiera ningún acuerdo" en la reunión interterritorial.

Respecto a las medidas que va a aplicar, no ha especificado demasiado y se ha limitado a declarar: "Tres semanas en mitad de esta pandemia es una eternidad y, para poder decidir y llegar a un acuerdo sobre las medidas a aplicar en Navidad, tenemos que avanzar y saber cual va a ser la situación epidemiológica de las navidades". Además, "tendríamos que intentar flexibilizar los días más señalados de Navidad algunas de las medidas: ampliar el toque de queda, el numero máximo de personas en una reunión y el cierre perimetral".

La Rioja

La portavoz del Gobierno y consejera de Salud, Sara Alba, ha señalado que su comunidad ya cuenta con su propio borrador, que no se ha hecho público y que compartirá con el resto de autonomías "con el objetivo de definir una fórmula lo más colegiada posible". Además, ha señalado que trabajan para formar "un escenario de máxima seguridad" en los encuentros familiares, con el objetivo de "dar una posibilidad de mínimos para todos".

Navarra

Desde la Comunidad Foral de Navarra trabajan en la misma línea que Galicia, ya que tienen pensado limitar por unidades familiares en vez de por persona, aunque estudian limitar el aforo de cualquier reunión a un máximo de 10 personas. El toque de queda planteado es hasta la 1 de la madrugada para los días de nochebuena y nochevieja, aunque todavía no se ha concretado el plan. 

Ceuta

Juan Jesús Vivas, presidente de Ceuta, ha señalado que desde su ciudad autónoma están preparando un plan específico, aunque ha avanzado que mantendrá la mayoría de las restricciones actuales. Apela a la "prudencia, la responsabilidad y la seguridad" y recuerda que quiere evitar una situación de gravedad en los meses de enero y febrero, posterior a las navidades. 

Melilla

Desde Melilla también trabajan en un plan concreto del cual no han dado muchas pistas sobre como será. Tienen pensado ir poco a poco evaluando la situación epidemiológica conforme se acerquen las fechas para levantar o no las actuales restricciones. En cualquier caso, la celebración del mercadillo navideño se realizará, aunque con medidas de aforo, y se ha descartado la celebración de la cabalgata. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento