Divorcio-Facebook
Neil notificó su divorcio a sus contactos antes de decírselo a su mujer. 20MINUTOS.ES

Las tecnologías de la información permiten en muchas ocasiones reducir la distancia entre las personas y conocer al segundo lo que ocurre en el mundo, pero en algunos casos las nuevas tecnologías no son el mejor canal para comunicar ciertas cosas. Un ejemplo de ello es el de la británica Emma Brady, que se enteró a través de una red social de que su marido, Neil, pensaba divorciarse de ella, informa la BBC.

Emma quedó estupefacta cuando una amiga danesa la llamó preguntándole cómo se encontraba tras su divorcio, del que ella no tenía conocimiento. Alertada, comprobó el perfil de su marido en Facebook, y comprobó que su marido se había divorciado de ella ‘virtualmente´: "Neil Brady ha dejado de estar casado con Emma Brady", afirmaba la red social.

El hecho ha trascendido durante el juicio de divorcio de la pareja, en el que un magistrado ha condenado a Neil Brady a pagar más de 700 libras (unos 800 euros) a su ex mujer por un delito de agresión ocurrido con posterioridad.