Un tutorial de la televisión pública sobre cómo ser sexy en el supermercado desata la indignación en Italia

  • Una bailarina de 'pole dance' enseñaba cómo caminar de forma "sugerente" con tacones al hacer la compra.
  • La emisión se produjo solo un día antes de la jornada para la eliminación de la violencia contra las mujeres.
Imagen del programa 'Detto fatto', donde se ha difundido el 'tutorial'.
Imagen del programa 'Detto fatto', donde se ha difundido el 'tutorial'.
RAI

Caminar con tacones de forma sensual por los pasillos del supermercado, despertar el interés de los hombres al hacer la compra o recoger un paquete del suelo de manera seductora. Estos son los consejos que el programa vespertino de la televisión pública italiana 'Detto fatto' han desatado la indignación de la opinión pública y de buena parte del arco parlamentario.

Además de lo cuestionable del contenido del programa, en parrilla en la cadena pública Rai2, destaca lo inoportuno de la emisión, solo un día antes de la jornada para la eliminación de la violencia contra las mujeres

"Con la ayuda del carrito camino con la rodilla rígida y doy vueltas por los pasillos, que se convierten en mi escenario", o "para hacer la situación un poco más intrigante puedo levantar un poquito la rodilla" son algunas de las frases que pudieron escucharse durante la retransmisión de boca de la bailarina de 'pole dance' Emily Angelillo.

No obstante, la situación no terminó ahí. "¿Y si el producto cayera al suelo justo cuando pasa él (el hombre al que se pretende seducir)?", pregunta la presentadora, Bianca Guaccero. A lo que la bailarina responde que la solución es "arrodillarse con las piernas cerradas para que la situación se vuelva vulgar", sin olvidarse de hacerlo "elevando un poco el trasero".

Todo ello se desarrollaba en el contexto en el que la bailarina, invitada del programa, trataba de enseñar a otra joven cómo caminar con tacones de aguja e incluso bailar con ellos.

Críticas desde diversos sectores

Las críticas y los reproches procedentes de diversos sectores no se han hecho esperar. El subsecretario de Estado de la Presidencia del Consejo de Ministros encargado de la información y la edición, Andrea Martella, ha sido uno de los primeros en reaccionar. Tras la emisión, escribió al presidente y al consejero delegado de la Rai para pedir explicaciones sobre el contenido del programa.

"A lo mejor haría falta un tutorial no sobre cómo hacer la compra, sino sobre cómo hacer servicio público sin pisotear el valor y la historia de la Rai", ha apuntado, según recoge un editorial La Repubblica. Y después ha continuado en Twitter: "Es una emisión deprimente y humillante para la dignidad de las mujeres"

También desde las formaciones políticas han llegado críticas. "No sé si la intención era irónica, pero lo que se ha emitido ofrece una imagen de la mujer estereotipada e indigna del servicio público. La cuestión, ya grave de por sí, es aún más grave por el hecho de que se produce en la vigilia de la jornada para la eliminación de la violencia contra las mujeres", ha afirmado Cecilia D'Elia, política del Partido Democrático.

También las redes sociales se han llenado de centenares de comentarios negativos que acusan al programa de condenar a la mujer a un estereotipo antiguo y dañino en el que debe seducir al hombre, así como de banalizar las batallas por el empoderamiento femenino y ofender a las víctimas de la violencia de género. 

La Rai investigará lo ocurrido

Por su parte, el director de Rai2, Ludovico di Meo, ha asegurado: "Indagaremos sobre lo sucedido y las responsabilidades". Mientras tanto, la emisión de este miércoles ha sido suspendida y sustituida por una película. 

"'Detto fatto' es una retransmisión que tiene la única aspiración, si es posible, de divertir. En el programa de ayer se cometió un gravísimo error, involuntario, por el que, yo en primer lugar, me disculpo con las telespectadoras y los telespectadores", ha dicho Di Meo. "Aunque no era la intención incluir estereotipos femeninos negativos -que todos están de acuerdo en criticar y condenar- se ha sobrevalorado la carga irónica en una emisión que ha resultado claramente ofensiva", ha afirmado.

Y ha añadido: "Haremos un esfuerzo para indagar en lo sucedido y sobre las responsabilidades y para garantizar que esto no vuelva a ocurrir en el futuro: sería contrario al espíritu del programa y a los valores civiles de la presentadora, de los autores y de Rai2". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento