"Lágrimas de feminista": la polémica camiseta con la que una diputada de Vox se mofa de la violencia machista

Carla Toscano, con la camiseta.
Carla Toscano, con la camiseta.
EFE/Ballesteros

En el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres Vox ha vuelto a negar el concepto de la violencia de género y ha contraprogramado el minuto de silencio convocado en el Congreso con la celebración de un homenaje previo a "todas las víctimas".

En éste, una imagen ha acaparado todas las miradas y ha sido la de la camiseta de una de las diputadas de este grupo parlamentario, Carla Toscano, en la que se podía leer el mensaje: "lágrimas de feminista" haciendo burla a un tema tan sensible como la violencia de género. 

Los diputados de Vox se han desmarcado que cualquier homenaje y han guardado su propio minuto de silencio en las escalinata de las Cortes, y en una declaración leída por la parlamentaria Patricia Rueda, han reclamado la derogación de la ley de violencia de género, que a su juicio no sirve para proteger a las mujeres, sino para financiar "chiringuitos ideológicos".

Vox ha expresado su condena a "todo tipo de violencia contra la mujer", pero ha vuelto a negar el concepto de la violencia de género, que a su juicio implica que "todos los hombres por el hechos de ser hombres son potencialmente violentos con las mujeres". Sin embargo, este este concepto significa que las mujeres son agredidas por el hecho de ser mujeres.

"En Vox creemos en la igualdad de las personas y no aceptamos la colectivización ni la utilización electoralista que se hace de la mujer", afirma el grupo parlamentario, que reclama una ley de violencia intrafamiliar "que proteja a todos" para sustituir la actual ley de violencia de género. Además, han calificado el "feminismo radical" de "ideología totalitaria" y han asegurado que disentir al respecto provoca "escarnio" y que "algunos" pretenden que "pueda llegar a constituir delito".

Para Vox, las políticas mantenidas hasta ahora, tanto la ley como el pacto de estado, son un "fracaso" e "instrumentos del feminismo radical para lesionar derechos fundamentales como la presunción de inocencia y la igualdad de todos los españoles ante la ley". Por ello, reclaman su derogación y también "cadena perpetua para violadores, asesinos y pederastas" y "combatir la inmigración ilegal", a la que achacan la "inseguridad en los barrios, donde cada vez más mujeres no se sienten seguras".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento