Hallados en las obras de la Catedral vestigios prerrománicos que sitúan Santander como ciudad milenaria

  • Se trata de un muro de un castillo datado a mediados del siglo X o XI, a principios de la Edad Media.
Muro hallado en la Catedral de Santander
Muro hallado en la Catedral de Santander
EUROPA PRESS

Las obras del Plan Director de la Catedral de Santander han descubierto un vestigio prerrománico en el núcleo de la ciudad, un muro de un castillo datado a mediados del siglo X o XI, a principios de la Edad Media, cuando se pensaba que no fue construido hasta finales de dicho periodo, sobre el siglo XIII. El muro es único por su porte en el norte de España y sitúa a Santander como "ciudad milenaria".

Así lo han anunciado este miércoles los arqueólogos que han realizado el descubrimiento, Lino Matencón y Javier Marcos, en un encuentro con los medios de comunicación para dar a conocer este importante hallazgo para Santander, en el que también han participado, entre otros, la alcaldesa, Gema Igual, el obispo, Manuel Sánchez Monge, la delegada del Gobierno en Cantabria, Ainoa Quiñones, y el arquitecto David Arce, que dirige la obra de remodelación del edificio de las dependencias capitulares de la Catedral en cuyo marco ha aparecido el muro.

También durante las obras de la quinta fase del Plan Director, que estará concluida en primavera, se ha localizado un antiguo refugio de la Guerra Civil que se espera poner en valor aunque se conserva en buen estado.

El equipo de arqueólogos ha logrado identificar una fortificación de la Alta Edad Media cuya singularidad reside en su antigüedad (mediados del siglo X y siguiente) así como en la altura y porte del muro conservado, de nueve metros, que tardó en construirse unos cien años. Para la datación se ha recurrido al método del Carbono 14 en el prestigioso laboratorio americano de Beta Analytic, que sitúa su construcción entorno al año 1.000.

Una singularidad que abre la puerta a una novedosa concepción de la génesis de la villa, pues en torno a más de 150 años antes de la concesión del fuero en 1.187 existía una edificación fortificada.

La existencia de esta fortificación en torno al año 1.000 indica que el Santander altomedieval tenía más entidad de lo que transmiten las fuentes escritas, pues una abadía y una fortificación formaban parte del conjunto, "quizá asociado ya a un primer núcleo urbano".

"Estos descubrimientos incrementan el patrimonio cultural santanderino"

Los expertos, que han insistido en la necesidad de seguir investigando, creen que de este modo se abren nuevas expectativas en la exploración de los orígenes de Santander. "Estos descubrimientos incrementan el patrimonio cultural santanderino", sostienen, apuntado que estos hallazgos junto con el de los Azogues, donde también se ha localizado parte del muro del castillo o fortaleza que protegía la abadía, permitirán recuperar "los momentos de la génesis de la villa santanderina".

Marcos ha destacado que no hay restos prerrománicos de esta altura en muchas ciudades de la Cornisa Cantábrica y hay que ir a Castilla o al interior para encontrar edificios de este porte. "Nos habla de que Santander es una ciudad centenaria, milenaria, con restos muy concentrados en el cerro de Somorrostro", que en años pasados se ha "socavado y desfigurado" pero con este hallazgo se espera romper esta dinámica. "Con estas obras se está recuperando esa memoria de la ciudad", ha enfatizado.

Por otra parte, excavando en el cerro de Somorrostro se ha encontrado un refugio antibombardeo de la Guerra Civil que se ha integrado en el proyecto con la idea de ponerlo en valor.

"Es otro de los grandes atractivos de este sitio, Somorrostro, que es un punto de acumulación cultural, donde las distintas civilizaciones han ido dejando sus testimonios y tenemos desde la época romana a prerrománico y restos de la Guerra Civil", ha destacado Marcos.

Obras subvencionas al 75% por el Gobierno 

Las obras del Plan Director de la Catedral de Santander están subvencionadas al 75% por el Ministerio de Transporte con cargo al l,5% Cultural, correspondiente a 1.520.454 euros, mientras que el 25% restante lo aporta el Obispado y el Ayuntamiento de Santander.

Arce Morán ha destacado que se trata de un proyecto "valioso" y ha anunciado que la quinta fase actualmente en ejecución se podrá inaugurar la próxima primavera. Incluye un nuevo espacio para entre 150 y 200 personas para exposiciones o congresos que "permitirá abrir más la Catedral a la ciudad". Además, el conjunto catedralicio será más accesible porque se han instalado ascensores.

Por su parte, la alcaldesa ha destacado que estos hallazgos dan "más valor" a la obra que se ha llevado a cabo y suponen "más repercusión" para la ciudad; mientras que la delegada del Gobierno ha destacado que las obras que los han permitido son muestra de la colaboración institucional, señalando que "salen las cosas bien cuando se trabaja conjuntamente".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento