Sánchez rectifica e incluye a Iglesias en la gestión de los fondos europeos

  • El primer borrador del decreto establecía para gestionar el dinero una comisión vicepresidida por Nadia Calviño y en la que Iglesias no estaba presente.
Nadia Calviño y Pablo Iglesias en el Congreso de los Diputados.
Nadia Calviño y Pablo Iglesias en el Congreso de los Diputados.
EFE
Nadia Calviño y Pablo Iglesias en el Congreso de los Diputados. EFE

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se ha visto obligado a rectificar para dar voz al vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, en la gestión de los fondos europeos -140.000 millones de euros, entre préstamos y transferencias- para hacer frente a al crisis del coronavirus. Inicialmente, lo previsto era que ese dinero se gestionará a través de una comisión conformada por él mismo y otros 11 ministros: diez socialistas y solo una de Unidas Podemos, la titular de Trabajo, Yolanda Díaz. Pero el malestar generado por la exclusión de Iglesias ha provocado que Sánchez cambiara de idea y sea finalmente el Consejo de Ministros el que vaya a controlar el dinero.

El cambio lo ha anunciado la ministra portavoz, María Jesús Montero, en una rueda de prensa tras las reunión semanal del Gobierno en la que ha insistido que Sánchez ya defendió el cambio hace semanas, que no lo ha hecho como reacción al malestar que este martes ha expresado Iglesias y que el otro sistema -una comisión interterritorial con 10 ministros socialistas y solo una de Unidas Podemos- formaba parte de uno de los tantos borradores que se intercambian los ministerios para hacer cualquier ley o reglamento.

"Fue ya una instrucción expresa de Pedro Sánchez que esa llamada comisión interministerial fuera el propio Consejo de Ministros, ya había dado instrucciones que no aparecen en el borrador de que quienes van a valorar el cumplimiento [de los proyectos y los fondos] van a ser la totalidad de los departamentos", ha dicho Montero.

De esta manera, Montero ha intentado minimizar una nueva polémica dentro del Gobierno entre el papel que desempeña cada uno de los dos socios de la coalición, que de nuevo se ha saldado con la expresión de malestar por parte de Iglesias y la corrección por parte de Sánchez.

En esta ocasión, el campo de batalla ha sido el real decreto que se aprobará antes de final de año para gestionar la recepción y aligerar la ejecución de los 140.000 millones de euros que deben llegar a España del Fondo de Recuperación de la UE en los próximos seis años, y en concreto de los 27.000 que llegarán vía Presupuestos de 2021.

Según un borrador, para ello se creaba la llamada Comisión para la Recuperación, Transformación y Resiliencia, uno de los cinco nuevos órganos de gobernanza de los fondos, dos de los cuales dependerían directamente de Sánchez. Entre ellos, el que ha suscitado la polémica, que en principio iba a estar conformado por el presidente y los once ministros, asesorados por un comité técnico.

Al estilo de lo que ocurrirá en otros países europeos, la número dos de esa comisión iba a ser la vicepresidenta tercera y responsable de Economía, Nadia Calviño, que representa el ala más ortodoxa del Gobierno. La vicepresidenta cuarta y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, también figuraba en la comisión. Pero en ella no estaban ni la vicepresidenta primera, Carmen Clavo, ni Iglesias, que pidió una rectificación a Sánchez para que lo incluyera.

Solo una ministra de Unidas Podemos

Además de Calviño y Ribera, los nueve ministros que iban a estar presentes en la comisión que finalmente no se conformará son los que, en principio, tienen más relación con la ejecución de los fondos europeos, pese a que Iglesias es titular del Ministerio de Derechos Sociales, un área para la que presumiblemente se destinarán partidas. Ocho de estos nueve ministros eran socialistas: María Jesús Montero (Hacienda), José Luis Ábalos (Transportes), José Luis Escrivá (Seguridad Social), Isabel Celaá (Educación), Reyes Maroto (Industria), Luis Planas (Agricultura), Pedro Duque (Ciencia) y Salvador Illa (Sanidad). 

La única ministra de Unidas Podemos era Yolanda Díaz (Trabajo). Y quedaban fuera, además de Iglesias, los ministros de Igualdad, Consumo y Universidades, Irene Montero, Alberto Garzón y Manuel Castells, respectivamente. De entre los ministros del PSOE, tampoco estaban presentes en la comisión Arancha González Laya (Asuntos Exteriores), Juan Carlos Campo (Justicia), Margarita Robles (Defensa), Fernando Grande-Marlaska (Interior), Carolina Darias (Política Territorial) y José Manuel Rodríguez Uribes (Cultura).

De esta forma, el presidente Sánchez se reserva la última palabra sobre el reparto de los fondos de la UE, tal y como anunció en la conferencia de presidentes autonómicos del pasado 31 de julio. Entonces, varios mandatarios le pidieron ser ellos los que gestionaran al menos una parte del dinero, pero Sánchez dejó claro que el liderazgo del fondo correspondería al Gobierno central.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento