Eluana Englaro
Eluana Englaro, a su llegada a la clínica 'La Quiete' (EFE) EFE

A pocas horas de que sea desconectada Eluana Englaro, la mujer italiana de 38 años que lleva 17 de ellos en coma vegetativo, Silvio Berlusconi contraataca y prepara un decreto urgente para impedir su muerte.

El Tribunal Supremo autorizó a su familia a ayudarla a morir

Una sentencia del Tribunal Supremo autorizaba a la familia de Eluana a ayudarla a morir, pero el primer ministro italiano, que advertía que en su Gobierno estaban "preparados para intervenir", pretende aprobar un decreto ley urgente para regular estos casos, para detener así el proceso de suspensión de la alimentación e hidratación artificial de la mujer.

Es más, según los medios de comunicación italianos, el borrador del decreto ley está preparado ya con el texto: "La alimentación y la hidratación, como formas de soporte vital y fisiológicamente finalizadas a aliviar el sufrimiento, no pueden ser rechazadas en ningún caso por las personas o por quienes asisten a aquellos que no pueden valerse por sí mismos".

El presidente no está de acuerdo

Sin embargo, el esfuerzo de Berlusconi puede caer en saco roto, ya que el presidente de la República, Giorgio Napolitano, tiene dudas sobre si firmar o no el decreto anti-eutanasia.

Al parecer Napolitano, que expresó su "perplejidad" por el decreto, habría manifestado su intención de no firmarlo, de manera que Eluana sería finalmente desconectada.